•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

La Secundaria del país padece un severo abandono. Mientras en el resto de subsistemas educativos los indicadores registran tendencias positivas, la educación media evidencia un estancamiento que los analistas concluyen que es fruto de falta de voluntad y de prioridad, para emprender una serie de desafíos, de acuerdo con las conclusiones de la Jornada Nacional Permanente por la Educación, celebrada ayer.

Charles Grigsby, investigador del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas, Ieepp, reconoció que hay esfuerzos y avances plausibles en Primaria y en Preescolar, donde si bien “aún son mayores los desafíos que los logros”, hay mejoría innegable.

Pero en Secundaria se habla de un estancamiento en la cobertura. De la población de entre 13 y 18 años, solo el 46% se incorpora a las aulas, y la mitad sobrevive hasta alcanzar el bachillerato.

Ernesto Medina, Presidente del Foro Eduquemos, calificó la situación como  producto de “la desarticulación que existe en el sistema educativo”, y señaló que mientras eso persista, será muy difícil atender los problemas más urgentes, entre ellos la falta de textos escolares que auxilien el aprendizaje de los estudiantes.

Sobre ese punto, agregó que lo que ahora se está percibiendo como una promesa no cumplida, es resultado de ofrecimientos oficiales que se hacen más por política, y que al final terminan por provocar “desencanto y frustraciones” en perjuicio de la educación.

"Los recursos son limitados, y lo poco que hay es comprensible que se estén invirtiendo preferentemente en la Primaria, a costo de que otros sistemas sean desatendidos… No podemos seguir con una Secundaria a la que solo asiste menos del 50% de los jóvenes que deberían estar matriculados, y que es de pésima calidad”, manifestó.

Según el investigador Cefas Ascencio Flores, los últimos datos globales de dotación de textos escolares arrojaban que solo el 55% de la población matriculada logran recibirlos, y “el resto busca cómo conseguirlos y solo un 15% logra fotocopiarlos o alquilarlos o prestarlos… evidentemente, esto afecta su aprendizaje”, reconoció.

Sobre este punto, Mario Quintana, experto en temas educativos, comentó que como “no siempre tenemos el docente calificado con el tiempo para atender a los chavalos, no siempre hay el número reducido de estudiantes en el aula, entonces el texto se convierte en un instrumento indispensable… y la ausencia del mismo afecta la calidad de la educación”, por lo que consideró es un desafío --que si bien se arrastra desde hace muchos años-- debe comenzar a superarse.   

 

Hay que formar para la vida
Para Quintana, uno de los mayores pendientes en Secundaria es lograr recobrar el interés en lo que la escuela aporta a sus estudiantes, ya que una buena parte de quienes la descartan argumentan que lo que en ella se les enseña, no los prepara para enfrentarse a la vida.

Incentivar la educación vocacional y técnica en este nivel es medular para retener y atraer a más a las aulas, coincidieron en el encuentro de organizaciones que trabajan por la Educación.

 

Departamentos tampoco tienen libros
El material didáctico para los estudiantes de Secundaria anunciado por el gobierno, aún no ha llegado a los centros escolares de Matagalpa, por lo que los maestros están impartiendo las clases con el material que tienen a mano de los años anteriores, y los estudiantes se auxilian en las bibliotecas o pagando internet en algún ciber cafe, como lo han estado haciendo siempre.

Una fuente de la delegación municipal del Ministerio de Educación, Mined, dijo que ese material todavía no les llega, aunque la delegada de esa institución, Tamara Mairena, aseguró que parte de los libros ya están en su poder, pero no han sido distribuidos porque lo van haciendo por municipios.

En Granada, el delegado departamental del Mined, Danilo Mendoza, no quiso referirse a la entrega de textos escolares. No obstante, extraoficialmente se supo que los cotizados libros aún no han llegado a ninguno de los cuatro municipios de Granada.

En Carazo, a su vez, alumnos y padres de familia de los diferentes centros de estudios públicos manifestaron preocupación por la falta de libros. Mónica García, madre de dos estudiantes del Instituto público La  Salle, de Diriamba, dijo que “estamos en espera de que el Ministerio de Educación garantice los libros necesarios a nuestros hijos, o la forma de reforzar su aprendizaje, ya que actualmente no se les han proporcionado”.

 

Indicadores educativos
De acuerdo con el análisis de Cefas Ascencio Flores, pese a que la cobertura en Educación inicial (0-3 años) es menor al 10%, existe una expectativa importante con la implementación del Programa Amor para los más Chiquitos, que ofrece atención integral a la primera infancia.

En Preescolar (3-5 años), la atención de los centros comunitarios ubica al país en una posición bastante meritoria, porque tiene un 54% de cobertura, comparable con países como Venezuela, Chile  y Costa Rica.
En Primaria se evidencia un sustancial avance en matrícula. La tasa neta ajustada de matrícula alcanzó el 93%, lo cual ubica al país al nivel del promedio regional.   

También se reconoce mejoras en la tasa de sobrevivencia al Sexto Grado, que en los últimos tres años logró pasar del 47 al 60%. Según el economista, esto es parte del impacto positivo de la implementación de la merienda escolar y de la entrega de paquetes escolares que hace el gobierno. En Centroamérica, ese indicador anda en 75% y en América Latina en 80%.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus