•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

¡Winamba!, que en miskito significa adelante, ¡Costa Caribe campeón!, rezaban las mantas llevadas por los aficionados que abarrotaron el Estadio “Ernesto Hooker”, de Bilwi, donde ayer, con el caer de la tarde, el equipo Costa Caribe les dio el premio tantas veces esperado, el de Campeón, tras derrotar a los Indios del Bóer 10-6, en el sexto partido de la Serie Final del Campeonato “Germán Pomares Ordóñez 2013”.

El abrazo de los peloteros en el centro del diamante para celebrar, una vez que Stanley Loáisiga, del Bóer, se ponchó abanicando para ser el out 27, se extendió a toda la región caribeña, y fue imposible detener el “tsunami” de aficionados que les acompañó en el terreno de juego para luego salir a las calles.

Es una absoluta felicidad. Los costeños sufrieron el domingo pasado durante 15 innings, cuando se perdieron oportunidades de decidir y el Bóer los dejó en el terreno, pero estaban conscientes de que este sábado era el gran día. No se podía permitir que los adversarios les empataran la Serie para llevarla al partido decisivo, donde la presión sería máxima.

La dupleta de la gloria

La dupleta Dwight Britton-Darrel Campbell, esa que a lo largo de la temporada descifró a tantos lanzadores que enfrentaba, volvió a su ritmo habitual, y cuando Britton jonroneó con Fox a bordo en la primera bateada del conjunto, el ambiente se llenó de triunfalismo. Britton despertaba de una prolongada sequía en bateo.

No importó que el Bóer haya arrancado con cuatro carreras en la primera entrada, cuando el zurdo Oscar Chow no presentó buenas credenciales y Rommel Mendoza se mostró cauteloso, para no facilitar un extrabase en un fildeo difícil. Los costeños empataron en el cierre de ese mismo episodio y le advirtieron a la Tribu que estaban dispuestos a ganar en casa y este mismo día.

En la segunda entrada, después de un out, llegaron hits consecutivos de Dwain Fox, el segundo de Britton, y jonrón de Darrel Campbell sobre la barda del right, que puso el marcador 7x4. Al doblar la primera base, Campbell --puño en alto-- tenía extasiada a la afición, que no paró de bailar y de celebrar en todo el partido.

Campbell fue el mejor bateador de la Serie Final, con promedio de .550, al conectar 11 hits en 20 turnos al bate, siete sin carreras anotadas y con cinco empujadas. Sin embargo, el pelotero Más Valioso de la Final fue el lanzador relevista Armando Montenegro.

El más valioso

Montenegro apareció lanzando en el cuarto inning, después que en el tercero Oscar Chow soportó el segundo jonrón de Edgard Montiel con uno en circulación, estrechando la pizarra 7x6. Y ahí se quedó el Bóer. El relevista esteliano dejó en un hit al Bóer a lo largo de cuatro innings, mientras ponchaba a tres y cedía una base, pero contó con buen respaldo de sus compañeros, que no cometieron error en el partido. Montenegro se adjudicó la victoria, su segunda de la Serie Final, y terminó lanzando para efectividad de 1.42, con nueve ponches y seis bases. Los contrarios le batearon para .154, en clara muestra de su dominio, haciendo valedera su nominación.

La Costa, después de dejar las bases llenas en el tercer inning contra el zurdo Mario Peña, agregó dos carreras en el cuarto inning, combinando sencillo de Campbell y triple empujador de Dazzy Sharp, quien anotó por error de Fausto Suárez en tiro a tercera bse.

Sánchez y su mejor zurdo

El manager Julio Sánchez dio la impresión de sentirse derrotado. Trató de mantener la diferencia de tres carreras con su mejor lanzador de la serie, que es Danilo Álvarez, y este cumplió en gran medida. El problema fue que él mismo desarticuló su cuadro y su ofensiva en las postrimerías de juego, cuando le correspondió enfrentar a Elvin Orozco.

Marvin Garay, como emergente, en el quinto bateó para doble play sustituyendo a Jem Argeñal. Sacó de juego a Fausto Suárez, que cometió dos errores, y puso a Jass Vargas en el sexto, y para el octavo sacó al jonronero Edgard Montiel, quien recibió base, y mandó a Sandy Junior como corredor emergente. En esa entrada, Erick Morales como emergente falló el foul a primera base.

Out clave en tercera

En el octavo, con dos embasados y un out, Janior Montes elevó al cuadro. El viento arrastró la pelota desde el short a los predios cortos del bosque central. Campbell fue quien siguió la pelota y apenas la rozó corriendo hacia el center. Garay estaba atento a la jugada, y hasta que la pelota cayó al piso se fue a tercera. Ariel Downs que se sumó a la búsqueda de la pelota, fue quien tiró a la antesala y sacó ese importante out.

La Costa selló su triunfo con una carrera en el octavo, combinando doble de Fox y sencillo productor de Britton, quien bateó de 5-4, anotó dos e impulsó tres, para terminar bateando .192 (5-26), pero con la satisfacción de haber despertado en el momento cumbre.

Y ya con el trofeo, comenzó el desfile por la ciudad, los jugadores y aficionados dieron la vuelta olímpica en el estadio y en las calles, en camiones de bomberos, autobuses y camiones que estaban preparados para la fiesta, que pica y se extiende.

Orozco cerró como los grandes

Y ya con esa motivación, Elvin Orozco metió el brazo a fondo y cerró el juego con scone de ponches (Vargas, Pavón y Stanley), dando inicio a la fiesta costeña por su segunda coronación en el beisbol de Primera División.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus