•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Aunque admitieron no conocer en detalle la propuesta, los pulperos calificaron como muy positivo que el Poder Legislativo de Nicaragua, busque a través del Código Procesal Civil legalizar un mecanismo para que los deudores obligatoriamente honren el pago de lo “fiado” o “prestado”.

“Me parece que está bien, porque hay gente que solo así paga. Por eso yo mejor no fío, para no tener problemas. Uno hace el favor y luego quien fió te deja de hablar, o si lo hacen, es para gritarte que no van a dejar de comer para pagar”, nos dijo Flor Zúñiga, propietaria de una pulpería en el barrio “René Cisneros”.

La propuesta que ha alegrado a los pulperos se originó en la Comisión de Justicia del Poder Legislativo, que el miércoles de esta semana incluyó para discutir en el Código Procesal Civil el “proceso monitorio”, que permite a cualquier ciudadano exigir el pago de una deuda.

Reyna Jarquín, propietaria de la Pulpería Jarquín, también alegó que mejor no fía para no echarse enemigos y siempre tener la pulpería, porque, además, “el que fía quiebra”. “Imaginate que por ejemplo fiás un cigarro, luego la gente como ahí debe, ya no regresa y se va a comprar a otro lado. Yo tengo como 22 años de trabajar con esta pulpería”, dijo la señora Jarquín.

El mal hábito

René Domingo Espinoza vive en el barrio “Martha Quezada”. Desde pequeño aprendió el manejo de este tipo de negocios, el que heredó de su madre. Recuerda --desde su uso de razón-- las crisis en que entraba su mamá con malos pagadores. Contó que ahora que ella ya no está, él ve los cuadernos de “fiados” con montos que nunca se pagaron de C$5,000, C$10,000 y hasta C$15,000.

“Aquí está el nombre de la vecina que debe y su monto, incluso hasta familiares tienen ese mal hábito”, señala, mostrando el cuaderno. Agregó que como su mamá falleció, los deudores creyeron que las deudas quedaron pagadas. “Esta es plata perdida para el negocio”, critica.

“Lo peor --añadió-- es que los que te deben se quedan de enemigos tuyos, después de perder tu plata y tu producto para dárselos a ellos. Realmente miro fabulosa esa medida, porque hay mucha gente que se aprovecha. Desde hace más de 50 años mi familia tiene pulpería, y siempre hay clientes que le han quedado debiendo lo que consumen, sin tener alguna manera de recuperar el dinero, y, prácticamente, lo perdés”, se lamentó.

Milton Salazar es otro pulpero cuyo negocio ya cumple 12 años. Comentó que en los primeros años daba crédito como una forma de mantener fija la clientela. “Uno confía, porque espera también que siempre el cliente vuelva”, advierte. Lo que no esperó, dijo, es que con el tiempo, la estrategia se convirtió en un problema.

“Si les daba fiado a quince personas, trece te quedaban debiendo. Qué problema, ¿no? Por eso me parece bien la medida”, comentó Salazar, quien dijo que había leído y oído en otros medios de comunicación sobre el proyecto y que lo celebró desde la primera vez.

Reciprocidad

Sobre el tema, Fredy Hernández, del Instituto Nicaragüense de Defensa del Consumidor, Indec, comentó que la iniciativa es positiva, siempre y cuando también se piense en el consumidor. “No estamos de acuerdo con ‘el no pago’, porque las deudas tienen que honrarse a cualquier nivel, sean pulperías grandes o pequeñas, pero, ¿quién dice que las pulperías también van a ser reguladas en precios, teniendo una política de libre mercado, donde el precio es por la demanda de determinado producto y no por el costo real del producto?”, se preguntó.

En la misma línea de los dueños de pulperías consultados, el asesor del Indec dijo que la propuesta no se ha dado a conocer y no sabe a profundidad sobre su contenido, por lo que consideró que debe ser analizada en detalle y consultada antes de llevarla al plenario para su aprobación.

“Las reglas del juego entre consumidores y proveedores de bienes y servicios están establecidas en la Ley 842. Esto cubre la relación de la mediana, pequeña y gran escala entre consumidores y usuarios, aunque hay quienes se empecinan en promover leyes, pero no se preocupan por su aplicación”, comentó Hernández.

El asesor del Indec se preguntó sobre cuántos proveedores de bienes y servicios han sido sancionados a estas alturas por incumplir la Ley 842. que entró en vigencia el 10 de octubre del 2013.

“Para muestra un botón: hay especulación galopante de ocho productos de los 23 que integran la canasta básica. Entre estos hay tres que son los principales, y nos referimos concretamente al frijol, al queso y al huevo, pero no conocemos públicamente cuántos han sido sancionados por acaparar y especular estos productos”, acusó

Hernández.

La Ley 842 o Ley de Protección de los Derechos de las Personas Consumidoras y Usuarias, establece el marco legal de protección de los derechos de las personas naturales y jurídicas que sean consumidoras o usuarias de bienes o servicios, procurando la equidad, certeza y seguridad jurídica en las relaciones de consumo con las personas proveedoras de bienes y servicios públicos, privados, mixtos, individuales o colectivos. También garantiza a los consumidores la adquisición de bienes o servicios de la mejor calidad.

 

Nuevo procedimiento para cobrar

Reglas • Según la propuesta, el cobro será un proceso escrito, sencillo y rápido, en el cual no se necesitará de abogados y lo podrá ejecutar cualquier ciudadano para reclamar deudas hasta por C$50,000.

En el caso de los pulperos, para recuperar su dinero, solo deberán presentar como prueba ante el judicial su libreta de cuentas, cuadernos, talonarios o facturas que otorguen a las personas que llegan a “fiar” y no honran su deuda.

Los morosos de las pulperías tendrán 24 horas para pagar, de lo contrario este proceso se eleva a la “vía sumaria”, donde el judicial tiene 20 días para resolver y ordenar que se pague la deuda. La nueva figura beneficiará en especial a las pequeñas y medianas empresas.

En el nuevo Código Civil la mediación se especifica como un método de solución de conflictos en los juicios ordinarios, juicios sumarios y en todo el ámbito del Derecho Civil, será de obligatorio cumplimiento.

 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus