•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Presidencia de la República envió ayer con trámite de urgencia a la Asamblea Nacional una iniciativa de reforma a la ley número 532, “Ley para la Promoción de Generación Eléctrica con Fuentes Renovables”, para extender hasta el 2018 los beneficios fiscales de los que gozan las inversiones en ese sector.

En la iniciativa se manda a reformar el artículo 8 de la ley 532,  la cual cita que “los inversionistas interesados en promover  el desarrollo de nuevos proyectos en generación eléctricas con fuentes renovables o que realicen ampliaciones a la capacidad de generación con fuentes renovables, podrán acogerse a los beneficios establecidos en la ley número 532, por un periodo que finaliza el 1 de enero del año 2018”.

Dicha ley se aprobó el 26 de mayo del 2005 y los beneficios que otorga vencen justo hoy, por lo que el Gobierno pide una prórroga de tres años.

Los incentivos 

Entre los incentivos fiscales que figuran en la ley 532, se encuentran las exoneraciones al pago de los Derechos Arancelarios de Importación (DAI), Impuesto de Valor Agregado (IVA), e Impuesto sobre la Renta (IR).

De igual forma, los inversionistas nacionales y extranjeros gozarán de la exoneración de todos los impuestos municipales vigentes sobre bienes inmuebles, ventas y matrículas durante la construcción del proyecto, exoneración de todos los impuestos que pudieran existir sobre la explotación de riquezas y exoneración de impuesto de timbres fiscales (ITP), que pueda causar la construcción u operación del proyecto en diez años.

La iniciativa, además, establece que el Gobierno “desde el año 2014 se emprendió con el apoyo de la Cooperación alemana una consultoría para determinar la viabilidad de mantener los incentivos fiscales establecidos por la ley o modificarlos para incluir la experiencia que hemos acumulado en estos años de ejecución de proyectos de energías renovables”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus