Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Como parte de la respuesta regional para prevenir y combatir el tráfico ilícito de migrantes en Centroamérica y México, mediante la identificación de las tácticas y los métodos que usan las redes criminales, arrancó en Managua el primer Taller Regional de formación de formadores en la investigación y persecución de esta actividad ilícita.

“Estoy bien consciente del reto que plantea el tráfico ilícito de migrantes: estamos frente a redes criminales con unos ‘modus operandi’ muy sofisticados que implican toda una serie de servicios y de actores a lo largo de toda una cadena, y que realmente para enfrentarlos se necesita de un actuar regional”, apuntó Laurent Sillano, jefe de operaciones de la delegación de la Unión Europea en Nicaragua, Costa Rica y Panamá.

El tráfico ilícito de migrantes, el que se considera “uno de los negocios clandestinos más redituables en la región”, se apoya en redes criminales internacionales que ofertan  servicios de transporte aéreo, marítimo y terrestre; producción de documentos falsos de diversas clases, incluyendo pasaportes y documentos de identidad; traducción e interpretación;  alojamiento en hoteles y residencias temporales y “coyotes”, explicó Sillano.

Los migrantes son víctimas, son gentes que necesitan protección cuando caen en las redes de tráfico ilícito. El reto es proteger sus derechos humanos”.  Laurent Sillano,  jefe de Operaciones de la UE.

SITUACIÓN
Ni la Fiscalía, ni la Policía Nacional, ni la Dirección General de Migración y Extranjería, cuyos funcionarios participan del taller regional, ofrecieron datos que permitan medir la incidencia del delito en Nicaragua; sin embargo, Sillano dijo que el tráfico ilícito de migrantes “es un problema que abarca toda Centroamérica”, porque es una ruta muy transitada. Asimismo, comentó que la violencia agrava la situación en los países del Triángulo Norte.

Ante este panorama, la Unión Europea y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc)  están ejecutando desde 2013  el proyecto regional “Promoción de la cooperación entre México y Centroamérica para prevenir y combatir el tráfico ilícito de migrantes”.

El proyecto,  que tiene un financiamiento de 1.7 millones de euros, busca articular respuestas coordinadas y eficaces con el objetivo de prevenir y combatir el delito mediante asistencia legislativa para crear una legislación especial en seis países; fomento del diálogo entre gobiernos, sociedad civil y organismos protectores de derechos humanos, creación de estándares regionales de capacitación y respuesta penal ante el delito y la ejecución de una campaña regional de sensibilización que arrancará en septiembre de este año bajo el lema “Tráfico ilícito de migrantes, un negocio mortal”.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus