Humberto Galo Romero
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un total de 19 enfermeras provenientes de Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua participan de una capacitación para prevenir y controlar las infecciones asociadas a la atención sanitaria de pacientes afectados por quemaduras.

El taller que concluye hoy y cuyo enfoque es teórico práctico, está siendo impartido por la especialista Gretchen J. Carrougher máster en Enfermería, quien ocupa además el cargo de enfermera supervisora del departamento de cirugía del Centro Médico Harborview, ubicado en la ciudad estadounidense de Seattle.

Sonia Morales, jefa de enfermería del Hospital de Quemados de El Salvador refirió que en caso de pacientes quemados los cuidados son diferentes debido a que estos “al perder la barrera protectora que es la piel, están expuestos a cualquier infección y tenemos un riesgo mayor, con esta capacitación vamos a estandarizar cómo vamos a tratar esos catéteres, cómo lo vamos a poner, en qué sitio”, explicó.

APOYO REGIONAL

Esta capacitación forma parte de las acciones que integran  el Programa Regional de Atención, Rehabilitación, Capacitación y Prevención de Niños Quemados en Centroamérica, una iniciativa impulsada en conjunto por Aproquen y el respaldo financiero del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Al respecto María Julia Pérez, jefa de enfermería de la Asociación Nicaragüense pro Niños Quemados (Aproquen) mencionó que con el taller se pretende lograr que “el manejo del paciente quemado sea uniforme en la región (centroamericana); las prácticas eficaces de prevención y control de infecciones son importantes para reducir los riesgos en el cuidado al paciente”, dijo.

Para la implementación del programa, el BCIE aprobó en julio de 2005 un fondo no reembolsable por US$500,000 y se otorgó un plazo de 36 meses para igualar un aporte mínimo similar a ese monto, el cual fue completado en enero del 2009 con un aporte de US$625,639.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus