•   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

“Tenía el sueño de llegar a Estados Unidos para trabajar y ayudar a su familia”, cuenta entre lágrimas Mayra del Socorro Rivera Valle, madre de Adonis Jamiel Rivera Lanuza, de 19 años de edad, quien murió en el desierto de Arizona luego de ser abandonado por el coyote que le ayudó a entrar a territorio estadounidense.

Devastada, la señora Rivera dice que espera que el cadáver de Adonis Jamiel le sea entregado a finales de la próxima semana y así poder llevarlo hasta la comunidad Sálales, ubicada a 25 kilómetros del municipio de El Sauce, León, donde son originarios.

“Estoy a esperas del cadáver de mi hijo, que vendrá a nuestro país repatriado entre jueves y viernes de la próxima semana. Mi hijo Yerson Rafael, quien se encuentra en Estados Unidos, desde que se dio cuenta de la tragedia gestionó ante distintas instancias el traslado del cadáver. Solo esperamos que llegue para darle cristiana sepultura”, añadió.

Tras un sueño

Rivera, de 45 años, explicó que Adonis era el menor de sus tres hijos y tomó la decisión de viajar a Estados Unidos con la esperanza de ayudarles a tener una mejor vida.

Te interesa: Muere joven nica en desierto de EE.UU.

“Adonis ayudaba en los quehaceres del hogar y en las labores agrícolas apoyaba a su papá. Era un joven muy bien portado que tenía el sueño de llegar a Estados Unidos para ayudarnos”, relató Rivera, quien labora como profesora de educación primaria en su localidad.

Según su hermano, Adonis emprendió la travesía ilegal hacia Estados Unidos junto a un grupo guiado por un coyote, pero el 26 de junio reciente sufrió un desmayo y fue dejado a su suerte en el desierto de Arizona, donde fue encontrado muerto una semana después.

Yerson Rafael cuenta que el 28 de junio pasado Adonis lo llamó “bien desesperado” para contarle que el grupo se había dispersado y estaba perdido en el desierto.

No supo más de él hasta 20 días después, cuando el personal del consulado nicaragüense en Nueva York le informó que habían encontrado el cadáver de un joven que llevaba entre sus pertenencias un teléfono celular donde estaba su número registrado.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus