•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Sonia Antonia Rodríguez permanecía en la acera de su casa ayer por la tarde en el barrio Jonathan González, al oeste de Managua. Dijo que estaba nerviosa porque a lo largo del día el piso y el techo de su casa fueron sacudidos por el enjambre sísmico que ayer se registró en Managua.

“Soy sobreviviente del terremoto de 1972. Yo era trabajadora del hospital El Retiro y me quedé atrapada cuando el hospital se derrumbó. Por eso estoy sumamente nerviosa con estos temblores, todos los hemos sentido. Junto con mi familia dormiremos en el patio por cualquier cosa”, aseguró Rodríguez.

En el populoso barrio, varios pobladores más se observaban tensos. A muchos el primero de los sismos --registrado a las 6:50 de la mañana-- los despertó de un salto, aunque otros se asustaron más con los de la tarde y con su frecuencia, pues entre las 6:50 a.m. y las 3:18 p.m. las autoridades identificaron un total de nueve sismos.

“Los de la tarde fueron los más fuertes y hasta dieron la impresión de ser seguidos, la opción que tenemos es permanecer fuera de las casas por cualquier cosa”, comentó Claudia Fonseca, residente de la Colonia Tiscapa, otro de los sectores en los que los sismos se sintieron con intensidad.

Día movido

Las autoridades del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención a Desastres (Sinapred) explicaron en una conferencia de prensa que la actividad sísmica ocurrida ayer se había producido en las cercanías a una familia de fallas: Zogiab, Escuela y Tiscapa, sitios en los que se registró el epicentro del terremoto de 1972, que destruyó la capital y provocó cerca de 10,000 muertes.

A pesar de ello especialistas gubernamentales descartaron que producto de esta actividad vaya a producirse un terremoto, aunque sí podría haber sismos de mayor intensidad que los registrados ayer, entre las horas indicadas.

“Por el momento, no creemos que vaya a ocurrir un terremoto, pero hay que estar preparados”, indicó el asesor del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), Wilfried Strauch.

Según el experto, la actividad sísmica registrada ayer es inusual para Managua, porque desde hacía cuarenta años que los epicentros de los seísmos no se ubicaban en el centro de la capital.

“Lo más probable es que sea un enjambre que continuará en unas horas más o días más y después va a terminar, (pero) puede dilatar días o semanas”, comentó Strauch.

Nueve sismos

Guillermo González, codirector del Ineter, explicó que a lo largo del día se registraron un total de 9 sismos, cuya actividad se concentra en una pequeña zona establecida justo en la zona de la capital donde se concentra esta familia de fallas.

Según González, durante la mañana se registraron cinco sismos, con intensidades de 1.5 a 3 grados en la escala abierta de Richter y profundidades entre 4 y 8 kilómetros.

“El primero de los sismos ocurrió a las 6:50 de la mañana, posteriormente a las 7:20, 8:07 de la mañana, 8:38 y 10:14 a.m. ocurrieron los otros movimientos”, precisó González.

El representante del Sinapred agregó que posteriormente entre las 2:50 y 2:51 de la tarde ocurrieron tres sismos casi de manera continua, y luego a las 3:18 de la tarde ocurrió el noveno seísmo.

Pronto para origen

Por su parte, el director del Instituto de Geología y Geofísica (IGG-Cigeo) de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua), Dionisio Rodríguez, comentó que debido a que los sismos ocurridos han sido un poco dispersos es complicado precisar con exactitud el epicentro de los mismos.

“Si uno ve el mapa del monitoreo observa que los movimientos han ocurrido al Este de la laguna de Tiscapa, por eso hasta ahora no se observa un patrón definido que se pueda asociar a una falla específica. Quizá esto se logre con el correr de las horas o los días (y) se pueda definir una estructura alineada que pueda asociarse con una de las fallas”, explicó Rodríguez.

Por la tarde, Strauch también sostuvo que “por las ubicaciones que tenemos aún no podemos identificar exactamente cuál de las fallas ubicadas en esa zona es la causante, aparentemente podría ser la falla Zogiab o puede ser la falla Escuela”, dijo.

Clases suspendidas

Alerta • Los sismos registrados ayer en la capital, obligaron a las autoridades de Educación a suspender de inmediato las clases para preescolar, primaria y secundaria, en una medida que se mantiene para hoy.

Horas después de los primeros sismos, las universidades también ordenaron la suspensión de las clases, aunque no se indicó hasta cuándo estaría vigente la medida.

La portavoz del Gobierno, Rosario Murillo, recordó ayer que la alerta roja decretada en abril del 2014, tras los sismos registrados cerca de Chiltepe, se mantiene vigente, porque no ha sido derogada desde entonces.

El nivel de alerta significa que se mantienen activos los planes de prevención y comités.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus