Ernesto García
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un matrimonio que presuntamente estafó con un millón de dólares a dos fundaciones internacionales podría volver al banquillo, de ser aceptada la petición de nulidad del juicio en el que fueron sobreseídos. 

La petición de declarar nulo el juicio contra  Roberto Espinoza López y Rosa Martínez Vanegas fue hecha por el Ministerio Público y dos acusadores particulares ante los magistrados de la Sala Penal II del Tribunal de Apelaciones de Managua (TAM).

Las fundaciones afectadas por el actuar presuntamente delictivo de Espinoza y Vanegas  son Business Profesional Network (BPN), de origen suizo, y la estadounidense Partners  Worldwide  INC.

La fiscal auxiliar Migdalia Osorio y los acusadores particulares Silvia Sánchez Barahona y Marcos Ortiz argumentan que la jueza suplente Miriam Guzmán “no razonó jurídicamente”  la sentencia donde sobreseyó a la pareja que enfrenta cargos por gestión  abusiva.

“Sesenta  pruebas documentales y una decena de testigos no fueron tomados en cuenta por la jueza (suplente) Miriam Guzmán”, señaló la abogada Silvia Sánchez, representante de la fundación BPN.

Por su parte, el abogado  Marcos  Ortiz, que representa a la fundación Partners  Worldwide  INC, calificó de “oscura” la sentencia dictada en septiembre de 2014 por la jueza suplente Sexto Distrito Penal de Juicio de la capital, Miriam Guzmán.

Al final de la audiencia de apelación, el abogado defensor Omar Parrales pidió a los magistrados confirmar la sentencia de primera instancia que favorece a sus clientes.

Hechos acusados

Los hechos por los cuales la pareja  Espinoza-Martínez  podría enfrentar juicio nuevamente  ocurrieron entre 2006 y 2011, refiere la acusación fiscal.

Para apoderarse del dinero los acusados  simularon haber otorgado créditos a 87 microempresarios, pero en realidad únicamente hicieron desembolsos parciales a 56 de  ellos, de los cuales nueve no recibieron dinero alguno, expresó la parte acusadora.

Para ocultar la actividad ilícita que le es atribuida la pareja se insertó datos registrales falsos de microempresarios inexistentes, libraron escrituras públicas con bienes dados en garantía por Roberto Espinoza, y falsearon rendiciones de cuentas y pagos hechos por los supuestos beneficiados con los créditos.

1 millón de dólares supuestamente desvió la pareja, simulando dar préstamos a 87 microempresarios.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus