•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los productores agropecuarios de Nicaragua apoyan la iniciativa de los países centroamericanos y República Dominicana que declararon una “alerta agropecuaria” para llevar alimentos y recursos a más de 1.6 millones de habitantes que están siendo afectados por la sequía provocada por el fenómeno El Niño. 

“Nosotros apoyamos estas iniciativas porque habrá muchas zonas, sobre todo productora de granos básicos, donde no se cultivará nada y esos pobladores dependen exclusivamente de su producción”, destacó Manuel Álvarez,  directivo de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (Upanic). 

La alerta emitida por los gobiernos del istmo fue adoptada durante una reunión de ministros de agricultura en El Salvador y plantea tomar medidas inmediatas como llevar alimentos y recursos a la población impactada. 

“Hay una preocupación en el sector, la directiva de Upanic ha estado analizando rubro por rubro y vemos que en cada uno habrá menos producción, el maní y la caña de azúcar han sido muy golpeados”, destacó Álvarez quien también es presidente de la Asociación de Productores de Sorgo de Nicaragua (Amprosor).

El productor de maní Juan Álvaro Munguía, también apoya la iniciativa de decretar la alerta agropecuaria, pero señala que el Gobierno debería de ser más directo y decretar una alerta alimentaria. 

“El gobierno debería de decretar una alerta alimentaria porque la producción de frijoles seguramente será mínima, la alerta debe de ser en función de la alimentación de la gente”, destacó Munguía. 

No habrá lluvias 

El Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC), advirtió que el período irregular de lluvias observado en los últimos meses a causa del fenómeno El Niño, probablemente se prolongará para la segunda fase de la estación lluviosa, de septiembre a noviembre.

Ante esta situación, se hace necesaria la búsqueda de cooperación, para “tener mejores condiciones” con qué afrontar la problemática generada por el cambio climático, señaló el consejo.

El director del CAC, Julio Calderón, sostuvo que “la alerta promueve (...) llamados de atención a todas las autoridades de que la situación está crítica. También es un llamado que está consignado a las agencias de cooperación como PMA, FAO, entre otras, para facilitar los apoyos que corresponden”.

La situación, según el funcionario, plantea a los gobiernos del istmo y a las agencias de cooperación la urgencia de adoptar medidas, como llevar “inmediatamente” alimentos y recursos a la población impactada y, en el mediano y largo plazo, efectuar “cambios” de políticas para establecer “una agricultura adaptada al clima”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus