•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Nicaragua es el tercer país de América Latina y el Caribe con la mayor tasa de crecimiento anual en acceso a internet. Sin embargo, especialistas en la materia opinan que ante el costo y la calidad que tiene ese servicio en el país, no se puede hablar de una verdadera penetración de los usuarios al mundo digital.

Manuel Díaz, director de Listo Marketing, una agencia de mercadeo digital, afirma que el hecho de que Nicaragua tenga un considerable aumento en usuarios de internet, especialmente en la modalidad móvil, se debe a la gran oferta de smartphone de parte de las empresas de telefonía que, además, incluyen planes de datos.

No obstante, cuestiona que en la mayoría de los casos ese servicio asociado es solo para acceder a determinadas redes sociales como Facebook, Twitter y WhatsApp.

“¿Es eso un usuario conectado? Es discutible, porque para mí un usuario conectado es el que trabaja en internet, investiga en internet, estudia en internet, se comunica por internet, ve televisión por internet, oye música por internet, eso para mí es un usuario realmente conectado”, subraya.

“Vos --agrega el especialista-- no podés ir mañana a un país del primer mundo a donde el requisito sea conocer o usar internet y decir ‘sé usar WhatsApp’”.

Modalidad fija

Según Díaz, la conexión en la modalidad fija resulta más favorable porque, a pesar de que la velocidad no es la idónea, no hay límites en la cantidad de datos que se pueden consumir.

Sin embargo, Norman García, consultor en Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) considera que a pesar de este beneficio en la modalidad fija, la realidad es que los usuarios no gozan del total de la velocidad que, en el caso de las residencias, suele ser de 2Mbps.

García compara con un ejemplo: “No estás comprando un carril solo para que circules vos, sino que estás alquilando un espacio en Carretera Masaya, entonces en las horas picos vas a compartir el espacio con otras personas”.

El experto asegura que la única opción que permite tener internet con una velocidad constante de 2Mbps es comprar el servicio de enlace directo a la fibra óptica, pero esto es más demandado por empresas, pues el costo promedio de US$30 para casas particulares pasa a ser de US$300. “En otros países es estándar y vale menos de 100 dólares”, explica García.

A su juicio, el problema es que el servicio es demasiado caro respecto a su calidad. 

“Supongo que ubican a Nicaragua en el tercer lugar (de tasa de crecimiento anual en acceso a internet) por los planes de datos que venden las empresas de telefonía, pero tener Facebook y WhatsApp en tu celular no es tener acceso a internet; la gente piensa que es lo único que está en internet”, cuestiona García.

Comparaciones

El informe Estado de la Banda Ancha en América Latina y el Caribe 2015 muestra que aunque Nicaragua es desde el 2006 el país con menos personas que acceden a internet, con apenas un 15%, es el que crece más en suscripciones cada año, con una tasa de casi el 30%, muy por encima del 10% de Chile que, no obstante, es la nación con más personas conectadas (más del 65%).

“El crecimiento que han experimentado algunos países no ha sido suficiente para cerrar las brechas”, advierte el documento elaborado y publicado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal). El mismo presenta datos de 18 países de la región y también analiza el costo de acceder al servicio de internet y la calidad que tiene. 

A nivel regional la tasa de crecimiento para la modalidad fija fue 5% y 22% para la móvil y Nicaragua no es la excepción a pesar de que la modalidad fija se mantiene como la más difundida, lo cual es reflejado por estadísticas del Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones (Telcor), publicadas en su página web.  

Según el ente regulador, hasta el 2013 había 207,275 conexiones a internet, las cuales, de acuerdo a la población estimada ese año, equivalían a un 3.4% de acceso. Datos actualizados hasta el 2011 detallan por su parte que del total de conexiones a internet, el 64% eran en la modalidad fija y 36% en la modalidad móvil.

Una solución

Los especialistas en el tema de banda ancha, Manuel Díaz y Norman García, coinciden en que una alternativa para mejorar y abaratar el servicio de internet en Nicaragua es la de ampliar la red de fibra óptica, para lo cual existe una iniciativa de ley. 

“La ley de banda ancha es la esperanza de muchos  porque es como un manifiesto de intenciones, habla sobre que el Gobierno va a tener una red de banda ancha, o sea, va a poner la tubería de fibra óptica por todo el país”, dice Díaz.  

En mayo pasado, representantes del Gobierno se reunieron con una misión del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para analizar los avances del proyecto de Modernización de la Banda Ancha, cuyo objetivo es precisamente llevar la fibra óptica a todo el territorio nacional.

El proyecto tiene una inversión de US$100 millones y está previsto que arranque en el primer semestre del 2016. Según fuentes oficiales, en su primera fase se invertirían US$50 millones y llegaría a 69 municipios.

  • 207 mil 275 conexiones a internet tenía Nicaragua hasta el 2013, según datos de Telcor, es decir, el 3.4% de la población.
  • 15.5 por ciento de sus ingresos deben destinar los nicaragüenses para acceder a internet en la modalidad móvil.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus