•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Policía Nacional trabaja en un plan para reforzar su presencia en los barrios ante la ola de violencia que se ha incrementado en las últimas semanas, informó ayer la primera comisionada Aminta Granera, jefa de la institución policial.

Granera, quien ayer presidió la ceremonia de ascenso de 647 oficiales de la Policía, evitó brindar mayores detalles sobre la operatividad del plan policial, sin embargo expuso que “estamos investigando y adecuando el sistema de vigilancia y patrullaje al horario y a la zona donde se nos están dando más este tipo de casos”, dijo.

La directora general de la Policía agregó que dicho plan será integral porque esa es la forma en que se ha trabajado en Nicaragua y que ha sido todo un éxito en comparación con los países vecinos.

“Sin embargo estamos trabajando para desarmar y capturar a las personas responsables (por delitos recientes), el plan se dará a conocer en su momento”, señaló Granera.

En los últimos quince días de agosto se registraron dos muertes violentas en barrios de la capital. El primero ocurrido en Villa Austria, perteneciente al Distrito Siete, donde Ian Alexander Escobar, de 15 años, murió a causa de dos impactos de bala al quedar en medio de un pleito entre pandillas.

Aquí no tenemos el problema de maras que tienen El Salvador y Honduras, estos grupos no tienen vínculos con el crimen organizado transnacional”. Aminta Granera, jefa de la Policía Nacional.

Días después, en el barrio René Polanco del Distrito Cinco, otro enfrentamiento entre grupos juveniles causó la muerte a la bebé Brithany Jasarela Mora Tinoco, de 7 meses de edad, por una bala perdida.

Más recientemente, el pasado miércoles 2 de septiembre, Samir Antonio Matamoros realizó disparos contra una protesta realizada en las inmediaciones de Metrocentro.

Sigue investigacion

Precisamente sobre este último hecho la comisionada Granera mencionó que la Policía aún realiza las pesquisas pertinentes para dar con el paradero de la persona que trasladó a Matamoros en una motocicleta.

“Aún continúa la investigación porque a él (Matamoros) lo capturamos a pie”, dijo Granera.

Por otro lado, la jefa policial precisó que la institución también ejecuta un operativo especial para dar con la captura de los 9 prófugos que integran la banda “El Chofer”, a quienes se les atribuye la muerte de cinco oficiales de la Policía en una comunidad de Punta Gorda, en el Caribe Sur.

Hasta el momento solo tres supuestos miembros de esa banda han recibido acusación formal, porque existen pruebas contundentes contra ellos.

Finalmente Granera externó su preocupación sobre la tensión que se desarrolla en la zona de Waspam, del Caribe Norte, donde un grupo de indígenas miskitos mantiene un conflicto por tierras con colonos, no obstante la comisionada reiteró que esta problemática debe ser resuelta por las autoridades locales autónomas y el apoyo de otras instancias del Gobierno central, incluyendo a la Policía.

Entre los grados otorgados durante la ceremonia de ayer figuran los de comisionados, subcomisionados, capitanes, tenientes,  inspectores, subinspectores, suboficiales mayores y suboficiales y a nivel nacional serán 2,800 oficiales los ascendidos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus