•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un total de 19 personas pertenecientes a un clan familiar del reparto Divino Niño, de Chinandega, llegaron alarmados al hospital España de esta ciudad, tras ingerir un desayuno que incluyó gallopinto, tortillas y cuajadas, las que sospechan estaban intoxicadas.

Los afectados relataron que acostumbran a comprar la cuajada que les ofrece una muchacha que llega de Cayanlipe, jurisdicción del municipio de Villanueva, porque es “de pura leche y solo vale cinco córdobas”, dijo Jessica Corrales, a quien el personal paramédico intentaba colocarle un suero.

“Los primeros afectados fueron tres niños de una familia, todos menores de tres años de edad y luego empezaron los demás”, explicó Marlon Corrales, abuelo de los niños.

Los afectados saturaron a media mañana la sala de emergencia del centro asistencial, que resultó pequeña para atender a los pacientes que ingresaban con vómitos, diarrea y con la presión arterial baja.

Los afectados

La mayoría de los ingresados al hospital fueron mujeres, entre ellas: Paula Vanessa Corrales, Yesica Corrales, Arcadia Pastrana, Verónica López Centeno, Kenia Corrales, Joselyn Corrales, Claribel Catín, Sandra María Corrales, Carmen Pastrana, Johana Gutiérrez, Francisca Eveling Corrales, Tania Carvajal Corrales y Karina Mendoza Corrales.

Los varones fueron Francisco y Marlon Antonio Corrales y Pedro Mendoza, mientras los niños son: Génesis, Gael y Eduardo Corrales, de tres años los dos primeros y dos años el último.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus