•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Arzobispo de Managua, cardenal Leopoldo Brenes, dijo ayer que la Policía Nacional “debe actuar y castigar a los que se aprovechan de la gente humilde”, en referencia al grupo de personas concentrados en una secta religiosa en la comunidad de Mechapa, municipio de El Viejo, en Chinandega.

“La Policía Nacional debe actuar y castigar a quienes se aprovechan de la gente humilde, valiéndose de la ingenuidad de la población”, destacó Brenes.

Asimismo, el prelado señaló que “como iglesia” trabajan en función del bienestar y la “fe de las familias”, abogando por su salvación y bienestar.

“La salvación está en Cristo Jesús y no en el hombre, muchos viven de la fe y es ahí donde la justicia terrenal debe hacer su trabajo”, aseveró el cardenal.

El grupo religioso, establecido a unos 205 kilómetros al noroeste de Managua, está compuesto por unas 600 personas, 330 niños entre ellas, quienes vendieron sus propiedades en El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua, para alcanzar “la salvación”, según un informe del Ministerio de la Familia, Adolescencia y Niñez (Mifan).

La Policía Nacional mantiene resguardadas a las familias que integran el grupo, ya que se desconoce las intenciones de sus dirigentes.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus