•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Para Cristina Peralta y su familia salir al patio de su casa representa no solo la posibilidad de refrescarse del calor, sino también la oportunidad de recoger alguno de los vegetales para preparar sus alimentos.

“Producimos berenjena, chayote, pipián, remolacha, rábano, cilantro, tomate y chiltoma, no usamos químicos solo usamos abono orgánico”, relata Peralta, quien junto con su esposo e hija integran una de las familias de Sabana Grande de Managua que se dedican a cultivar distintos tipos de vegetales y frutas en sus patios.

Peralta refiere que empezó a impulsar este tipo de prácticas agrícolas desde hace cinco años y con esta ha mejorado no solo el aseguramiento alimenticio de su familia, sino una adecuada nutrición y la posibilidad de obtener algún ingreso, pues en ocasiones ha vendido parte de sus cultivos.

Fuerte impacto

La historia de Peralta fue una de las experiencias compartidas ayer durante la realización del Foro de Promoción de la Seguridad Alimentaria y Educación Ambiental, organizado por el Centro de Apoyo a Programas y Proyectos (Capri) y las organizaciones Inkota, de Alemania, y Christian Childrens Fund, de Canadá.

Por su parte Carmen Molina, responsable del eje de seguridad alimentaria de Capri, destacó que la iniciativa se implementa en 17 barrios distribuidos entre los distritos Seis y Siete de Managua.

Son aproximadamente 200 familias las que se han visto beneficiadas con este tipo de estrategias, refiere Molina, quien agrega que la técnica para desarrollar este tipo de iniciativas puede aplicarse en casi todos los patios, únicamente se requiere capacitación en el manejo del espacio destinado para los cultivos, los cuales pueden darse en cualquier época del año.

“En los patios se puede sembrar cualquier tipo de vegetales, la clave está en aprender a preparar la tierra, esto pasa por picar la tierra, colarla y abonarla, además el lugar de la siembra debe estar alejado de la corriente de lluvias y animales domésticos para permitir que la semilla crezca; para ello se puede recurrir a panas, baldes viejos, llantas, solo se agrega la tierra preparada o bien se puede colgar estos recipientes en las paredes del hogar”, explicó Molina.

  • 200 familias de los distritos Seis y Siete de Managua se han visto beneficiadas con la estrategia de cultivar alimentos en sus patios.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus