Róger Olivas
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La profesora Rosa Catalina Méndez, directora del colegio Fernando Gordillo, ubicado en el barrio Altagracia de Managua, fue suspendida de su cargo ayer por la delegación del distrito tres del Ministerio de Educación, que nombró a un técnico interventor. 

Un grupo de alumnos de tercer, cuarto y quinto año obligó la salida de la directora de su despacho, mientras gritaban justicia, en referencia al caso de un profesor acusado por supuesto abuso sexual contra una estudiante de 15 años de edad. 

Orlando Orozco, estudiante de tercer año, afirmó que la directora los acusaba de ladrones sin ninguna prueba, por lo que decidieron enviar cartas al distrito tres del Mined, que envió al delegado Harry Fonseca para nombrar como interventor al profesor Manuel Fuentes, quien aseguró de manera escueta que todo está normal en cuanto a las clases. 

Otro estudiante del mismo año expresó: “Estamos cansados de tanta corrupción en este colegio, la directora ha tomado represalias contra un profesor acusado por abuso sexual, y a nosotros nos dice que robamos paquetes de alimentos de los niños". 

Caso en la policía

Harry Fonseca refirió que los inconformes son un grupo de alumnos de secundaria, por lo que decidieron la separación de la directora, que está próxima a jubilarse. 

“El grupo de estudiantes reclama que el maestro acusado por abuso sexual retorne a sus labores, pero no podemos autorizar eso porque el caso está en manos de la Policía", añadió Fonseca. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus