•   Posoltega, Chinandega  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El municipio de Posoltega, ubicado al noroeste de Nicaragua, conmemoró ayer el decimoséptimo aniversario del derrumbe ocurrido en el volcán Casita por el impacto del huracán Mitch en octubre de 1998, que dejó más de 2,000 personas fallecidas.

“Esta es una tragedia que nos tocó muy íntimamente a todos causando dolor y sufrimiento, pero también una inmensa esperanza”, expresó monseñor Jaime Ramos, durante una ceremonia religiosa conmemorativa.

En 1998, más de 2,000 personas fallecieron como consecuencia de un deslizamiento de tierra en el volcán Casita, luego de varios días de lluvia provocados por el huracán Mitch.

La conmemoración inició con una misa en la iglesia católica Jesús de Nazareno, en el municipio de Posoltega, a 116 kilómetros al noroeste de Managua, informaron medios locales.

Como parte del aniversario, se realizó también otro culto religioso en el sitio donde ocurrió la tragedia y autoridades locales depositaron ofrendas florales en el parque Memorial, creado en honor a las víctimas.

FENÓMENO HISTÓRICO

Mitch fue uno de los ciclones tropicales más poderosos y mortales registrados en la era moderna. Al alcanzar una velocidad máxima de vientos sostenidos de 290 km/h, el huracán pasó por Centroamérica desde el 22 de octubre hasta el 5 de noviembre, durante la temporada de huracanes en el Atlántico de 1998. También causó miles de millones de dólares en pérdidas materiales.

El Mitch se formó en el oeste del mar Caribe el 22 de octubre y, después de pasar por condiciones extremadamente favorables, alcanzó rápidamente la categoría 5, el nivel más alto posible en la escala de huracanes de Saffir-Simpson.

Después de desplazarse hacia el suroeste, al mismo tiempo que se debilitaba, el huracán golpeó Honduras como un huracán de categoría menor. Se movió a través de Centroamérica hasta alcanzar la bahía de Campeche, para finalmente golpear Florida como una tormenta tropical.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus