•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

14 embarcaciones, con al menos 140 personas a bordo, surcaron las aguas desde Corinto hasta El Realejo, para rememorar el trecho de mar que recorrió la Virgen del Trono, cuando llegó desde España, para quedarse en las tierras nicaragüenses.

“Es hermosa la travesía. Es sentir lo que vivieron los españoles que trajeron a esa virgen conquistadora de los corazones de los nicaragüenses”, dijo la corinteña Juanita Doña, quien viajó desde Filadelfia, Estados Unidos, para peregrinar por agua, con parte de su familia.

 “Vamos mejor organizados. Comenzamos con una embarcación. Este cuarto año, son 14, esto va creciendo y es un potencial turística que en este tercer domingo de Noviembre, ponen en las calles del pueblo, cerca de 600 personas”, declaró el alcalde de El Realejo, Carlos Peña.

La peregrinación acuática mariana, que organizan los periodistas católicos del departamento de Chinandega, es la primera actividad de la larga jornada mariana que viven la población en este departamento y es un acto de recogimiento espiritual que estremece los corazones, que arrancan con sus festivos a la Virgen del Trono, Patrona de Nicaragua.

“Vamos a continuarla y mejorarla porque la gente que sigue a María y a su hijo es bastante en estas tierras, donde ella quiso quedarse para siempre” se comprometió Benjamín Chávez, uno de los fundadores de la ruta religiosa.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus