•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A las 10:00 de la mañana de ayer se registró un sismo de 7.4 grados de magnitud. Se dio a 25 kilómetros de profundidad y el epicentro fue localizado frente a Masachapa. Provocó severas afectaciones en la infraestructura del país y miles de personas quedaron atrapadas entre las ruinas.

Con esa información y la ayuda de aplanadoras que provocaron temblor durante 20 segundos, 330,000 personas realizaron el cuarto simulacro multiamenazas, organizado por el Gobierno y las distintas entidades que conforman el Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención a Desastres (Sinapred).

Tres de los escenarios en Managua fueron el barrio Nueva Nicaragua, el barrio Divino Niño y los sectores aledaños a Las Jagüitas, en el Distrito V. 

“En estas zonas se plantearon cuatro escenarios: viviendas colapsadas; búsqueda y rescate de víctimas en estructuras colapsadas; obstrucción de calles; incendios e inundaciones, así como la autoevaluación de la población afectada”, explicó Jennifer Porras, delegada del Distrito V de la Alcaldía de Managua.

En estos barrios participó la Unidad Humanitaria de Rescates de la Defensa Civil del Ejército, el cuerpo de ingenieros del Ejército, la Dirección General de Bomberos (DGB), la Cruz Roja, la Policía y la División de Búsqueda y Rescate de Víctimas, adscrita a la DGB.

Conocer rutas de evacuación

Porras agregó que en estos barrios durante el ejercicio participaron aproximadamente 250 familias, las cuales se trasladaron por las distintas rutas de evacuación existentes cuando sonaron las alarmas, y los sonidos de los megáfonos y las cacerolas.

“El objetivo con el ejercicio es que la población pueda conocer cuáles son las rutas de evacuación y puedan identificar sus zonas de seguridad en el barrio. Ese primer escenario fue cumplido con éxito en un tiempo menor a tres minutos”, señaló Porras. 

El ejercicio puso a prueba la capacidad de reacción de instituciones como los bomberos, la Cruz Roja, la Policía y la Defensa Civil. Asimismo, puso a prueba a la población en distintos escenarios supuestos, tales como las actividades volcánicas, las inundaciones, los deslaves y la ocurrencia de un terremoto. En el Caribe se planteó el impacto de un huracán.

El comisionado mayor Francisco Vanegas, jefe del Distrito V, destacó que durante la realización del ejercicio esta entidad desplazó a un total de 35 efectivos y ocho patrullas, cuyo principal objetivo fue el de garantizar el orden público y el desplazamiento en los alrededores de los barrios afectados por el sismo.

Balance del ejercicio

Durante su tradicional intervención en los medios afines al Gobierno, Rosario Murillo, coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, destacó que durante el ejercicio —que duró aproximadamente una hora— participaron 330,000 personas, quienes se trasladaron en 2,689 barrios expuestos a multiamenazas, distribuidos en más de 140 municipios del país.

En este cuarto simulacro participaron 1,179 instituciones del sector público; 347 organizaciones privadas, 252 iglesias y 28 mercados.

“El tiempo promedio de evacuación fue de 1 hora 30 minutos. Y bueno, nosotros tenemos que trabajar todavía más por la diversidad de escenarios que hay cuando nos movemos con el enfoque de multiamenazas”, dijo Murillo.

  • 347 organizaciones privadas participaron en el simulacro.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus