José Denis Cruz
  •   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La nueva cámara trasera de la iglesia Nuestra Señora de Candelaria, en Diriomo, Granada, se vino al piso cuando obreros de la Alcaldía realizaban labores de restauración. La obras iniciaron hace dos meses y se tenía previsto que concluyeran antes del 21 de enero, día en que el municipio inicia sus fiestas patronales, sin embargo el viernes se presentó ese incidente.

El accidente dejó cuatro obreros lesionados, quienes fueron trasladados al centro de salud Pedro Aráuz Palacios, según informaron fuentes de la municipalidad. En el sitio laboraban aproximadamente 20 personas.

Según el historiador y sacerdote Mario Campos, el pueblo esperaba con ilusión la restauración total del templo que se construyó en 1795. “La parte que se desplomó era las más antigua y funcionaba como sacristía”, relató el sacerdote.

La construcción del templo duró más de un siglo. La primera piedra fue puesta en 1795 por el fraile franciscano José Antonio de la Huerta y Casso, y se estrenó el  primero de enero de 1900, según Campos.

La bóveda trasera de la iglesia presentaba fisuras desde el año 2000, tras la sacudida provocada por los enjambres sísmicos que azotaron al departamento de Masaya. “Monseñor Luis Vallejo, sacerdote a cargo del templo, se empeñó en restaurarla, en hacerla nueva, pero surgió esta contingencia y se está valorando si se botan las paredes”, contó Campos. 

Este incidente, según el párroco, no afectará las fiestas patronales en honor a la Virgen de Candelaria. El próximo 2 de febrero el obispo de la Diócesis de Granada, monseñor Jorge Solórzano, nombrará al templo como Santuario Mariano Diocesano de Nicaragua.  

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus