•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La cara de intriga de los ansiosos espectadores cambia por bocas abiertas al ver a Electroboy, un joven vestido completamente de negro que sobre patines se desliza en una plaza al ritmo de la mejor música electrónica, congelando todas las miradas con cada uno de los pasos de break dance, tan sincronizados que hacen creer a cualquiera que es manipulado a control remoto.

Pocos minutos después, el show se vuelve más emocionante cuando aparece el Chico Elegante (Germán Torres, de 21 años), un chavalo que usa camisa manga larga, corbatín y en patines recorre toda la pista para tomar velocidad y justo en el centro se desliza con las piernas totalmente abiertas y en puntillas.Electroboy en acción. Nayira Valenzuela-END

Para Elman Torres (Thor), German Rivas (Míster Elegante), José Castro (Electroboy), Jordan Ballesteros (Iroman, Spiderman y Capitán América) y Bryan Miranda (Míster Gentleman), el patinaje no solo significa deslizarse en una superficie plana, sino que es su estilo de vida y la forma en que ganan dinero  para  costear parte de sus gastos universitarios.

El show de los fines de semana dura 30 minutos y entre los actos más conocidos están los  bailes al estilo de Michael Jackson, Gangnam Style y el break dance.

También se destacan por girar 180 y hasta 360 grados en el aire.

IMPROVISAN

Por el horario en el que cada uno va a la universidad, ninguno tiene tiempo para practicar, por lo que cada sábado y domingo ofrecen algo nuevo en su show, de forma improvisada.

Los jóvenes involucran al público en su espectáculo cuando piden la participación de 4 niños, a quienes acuestan en el sueño y los persignan “por políticas de seguridad”, lo que obviamente arranca risas a carcajadas entre los espectadores.

El sueño del grupo es consolidarse y llevar este espectáculo callejero a la televisión, para que toda Nicaragua “esté sobre ruedas”, dijo Jordan Ballesteros.

Una vez acostados los niños, el intrépido Elman Torres (Thor) se desliza sobre sus patines para dar un salto de metro y medio, pasando encima de los asustados menores.

El acto más significativo para estos jóvenes es cuando Thor le da un choque eléctrico a Spiderman, quien pierde sus “poderes” para defender a los niños,  por lo que pide un abrazo al público para recuperar sus habilidades y combatir a Thor que amenaza con atacar a Nicaragua con fuertes calores.

LOS INGRESOS

La remuneración económica, la experiencia adquirida,  pero más por la alegría que  llevan a los niños, es lo que motiva a estos chicos originarios de Managua y Chichigalpa a reunirse cada fin de semana para llenar de sonrisas la plaza de colores del Puerto Salvador Allende.  

Tan grande es el cariño por los niños, que el Capitán América (Jordan Ballesteros) tiene entre sus planes terminar sus estudios de magisterio y llevar este mismo show, con alimentos y alegría, a los niños internados en el hospital La Mascota.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus