•   Managua, Nicaragua.  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Rubén Darío arribó ayer al primer centenario de su muerte y el país entero se rindió en un homenaje cuyo epicentro fue León, ciudad que vio crecer y morir al poeta.

Desde tempranas horas en la llamada Ciudad Universitaria inició el homenaje, con la colocación de ofrendas florales en mausoleos y estatuas en honor al "Príncipe de las letras castellanas". 

El acto principal se desarrolló en la Catedral de León, adonde los diputados de la Asamblea Nacional realizaron una sesión solemne en honor a Darío.

Descendencia presente

En la Catedral se hicieron presentes tanto representantes de las autoridades policiales, Ejército, gobierno municipal, intelectuales y descendientes del poeta: Rubén Darío Lacayo, bisnieto del poeta por la rama genealógica que el panida procreó con Rafaela Contreras, primera esposa de Darío.

Así también Rubén Benito Darío Salgado, nieto del poeta por el lado de la familia que este procreó con Francisca Sánchez, compañera sentimental en los últimos años de vida de Darío.

Ambos familiares se mostraron emocionados y agradecidos por los honores que se organizaron para conmemorar este primer centenario.

La sesión especial 

“Este día que se cumplieron cien años del tránsito a la vida eterna del poeta Rubén Darío, en este lugar sagrado, que es la Catedral de León, juntos todos a los restos mortales de Rubén, le rendimos honor a un hombre que puso en alto a nuestra nación, con su genialidad, su obra inmortal. Rubén llegó a ser la admiración no solo del mundo literario sino del mundo cultural de la humanidad entera”, afirmó el obispo de la Diócesis de León y Chinandega, monseñor César Bosco Vivas Robelo, durante la sesión de la Asamblea Nacional.

Vivas enalteció la vida y obra de Darío. "La inteligencia de Rubén causó admiración y sigue causando seguidores en quienes escuchan o leen sus obras, que él recibió de parte de Dios, que es el repartidor de todos los dones”, dijo.

El prelado agregó que se le rindió homenaje a un hombre que supo "vencer adversidades, cruzar mares de tormentas y contradicciones sin guardar rencores ni deseos de venganza en el corazón...".

En tanto, el poeta Julio Valle Castillo, historiador nicaragüense y estudioso dariano, expresó que “a cien años de su muerte nos damos cuenta que es cada vez más joven y esta su obra cada vez más viva”. 

Valle Castillo aseveró que después del centenario de su muerte estamos frente a un Darío inmortal y vigente. "Un Darío que a como lo dijo Salomón de la Selva, no solo es el fundador de un movimiento literario sino el fundador de una cultura. La importancia de Darío hoy es que dotó a Nicaragua de poder ser oída y de apropiarse de la cultura universal, lo que entonces se llamaba cosmopolitismo”, dijo.

Por su parte René Núñez, presidente de la Asamblea Nacional, en su breve intervención anunció que ese poder del Estado donó cuatro vallas con imágenes históricas que resumen los momentos fúnebres de Darío. Estos quedarán en exhibición permanente en el Museo-Archivo Rubén Darío, ubicado en esa ciudad.

Proclamación 

Al ser consultado sobre la iniciativa de ley que busca nombrar a Darío como Héroe Nacional, Núñez comentó que dicha iniciativa se encuentra cumpliendo el trámite en  la Comisión de Educación, Cultura, Deportes y Medios de Comunicación. 

El legislador explicó que durante el proceso se consultará al mayor número de estudiosos del bardo.

"Como las consultas son televisadas (es importante) que también se divulguen cuando se realicen. Así, entre más tiempo se tome y más gente llegue, mucho mejor será el decreto", dijo Núñez. 

A las 4:00 p.m. se desarrolló una eucaristía en celebración del centenario de la muerte de Darío y a las 6:00 p.m. la población en general disfrutó de una gala artística y cultural en la plaza central de la ciudad.

Solicitan que Gobierno adquiera propiedad restante de Casa Museo

Al culminar la sesión solemne de la Asamblea Nacional en la Catedral metropolitana de León, los diputados e invitados especiales se dirigieron al Museo Archivo Rubén Darío, casa adonde el poeta vivió en su niñez.La junta directiva del Poder Legislativo y los descendientes del poeta develaron las vallas que muestran las honras fúnebres.

Miguel Ángel Martínez, subdirector del Museo Archivo Rubén Darío, aprovechó la ocasión para solicitar al gobierno nacional a través de las instancias correspondientes, que junto con las organizaciones culturales gestionen y adquieran el resto de la casa solariega para que sea administrada completamente. 

“Es una gran oportunidad para unificar la propiedad original, para poder ampliar las áreas del museo, tanto la museografía y biblioteca que cada día vienen creciendo y requieren de un mejor lugar con las mejores condiciones requeridas para todos los visitantes”, comentó Martínez. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus