•   Managua, Nicaragua.  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los católicos iniciaron ayer los cuarenta días de penitencia previos a la resurrección de Jesús. Durante este tiempo litúrgico los feligreses suelen, entre otros, modificar sus hábitos alimenticios.

Para los líderes religiosos, la temporada es propicia no solo para hacer ayuno corporal. 

El padre Julio Santos Dávila, rector de la Catedral de Managua, indicó que este tiempo es ideal para "hacer justicia y caridad”.

Durante la homilía, el religioso pidió a los fieles ser generosos con la limosna entregada en los templos, porque lo recolectado será destinado para solventar el seguro de vejez de aquellos sacerdotes que por razones de edad y salud ya no ejercen como tal.

La provincia eclesial de Nicaragua tiene 50 sacerdotes jubilados, quienes reciben una ayuda mensual equivalente a US$200 para sufragar los gastos médicos y el pago de alguien que los asista.

La Cuaresma no es solo un tiempo para hacer ayuno corporal sino que es un tiempo para hacer justicia y caridad". Padre Julio Santos Dávila.

Al mediodía de ayer, después de la celebración de la misa del Miércoles de Ceniza en la Catedral de Managua, el cardenal Leopoldo Brenes instó al pueblo católico "a acercarse a Dios".

Brenes dijo que la Cuaresma es un momento propicio para "manifestar la ternura, la misericordia y el amor del Señor para con todos". 

"La misión es invitar a todos los fieles a reconciliarse con él e iniciar la conversión". 

El cardenal agregó que en las tradiciones de la Cuaresma los católicos deben realizar la oración, la penitencia y las obras de caridad, pero también cumplir con una serie de actividades populares como los viacrucis.

Las comidas

Sopa de queso, pinol de iguana, arroz con gaspar, pescado frito y sopa de pescado son los principales platillos que se ofrecen en algunos de los comedores de los mercados en esta época.

Desde hace veinte años, Paola Marchena Martínez prepara sopa de queso en esta temporada y la vende en su comedor, ubicado en el mercado Roberto Huembes. Ella asegura que en esta época ese es uno de los platos que más vende, junto con el pescado frito y el pinol de iguana.

  • La limosna entregada en las misas efectuadas ayer, Miércoles de Ceniza, será destinada a los sacerdotes jubilados por razones de edad y de salud, que a nivel nacional suman 50. 

El precio de estos platos está desde los C$150 un pescado frito, C$100 el pinol de iguana y C$80 la sopa de queso. Otra opción para esta temporada son las sardinas y el atún.

En el mercado Oriental, los precios de los ingredientes de la sopa de queso se mantienen estables. Por ejemplo, el queso se cotiza en entre C$56 y C$60 la libra. El maíz vale C$7 la libra.

Con la colaboración de Blanca Estela Reyes y Mauricio Xavier  González. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus