Lésber Quintero
  •   Rivas, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un testigo silencioso de la Guerra Nacional contra el filibustero William Walker yace en lo alto de la colina sur de la bahía de San Juan del Sur, a la espera de obras de conservación y el reto de establecerse como una emblemática ruta turística.

Se trata del fortín, que construyó  Walker en la cima del lugar conocido como El Vigía, el cual según el historiador sanjuaneño Luis Miguel Olivares, era un lugar estratégico desde el cual el filibustero  vigilaba y evitaba que embarcaciones de Costa Rica  atracaran con tropas  en el puerto.

“El fortín fue construido en 1856, a base de piedras y en la parte superior se instalaron dos cañones, usados para atacar las embarcaciones que se acercaban a la bahía con soldados que se unieron a la lucha contra los filibusteros”, recordó Olivares.

Debido al paso de los años, el fortín, que se encuentra a 137 metros sobre el nivel del mar,  luce bastante deteriorado y su acceso es únicamente a pie  y por una trocha que se encuentra  en mal estado.

Reyna Triguero, presidenta de la Cámara Nicaragüense de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa Turística (Cantur), de San Juan del Sur, aseguró que las ruinas  del fortín representan una excelente oportunidad para establecer un circuito turístico en El Vigía.

“Pero para esto es necesario rescatar el lugar, reforestarlo  y crear  las condiciones  necesarias para el turista, pero los pequeños y medianos empresarios turísticos no tenemos capacidad ni injerencia  para hacerlo”, explicó Triguero. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus