•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Managua desolada.Una multitud de personas rodeó la imagen de la Sangre de Cristo durante el viacrucis del pasado viernes. Otros miles se movilizaron a las playas para disfrutar del mar, la arena y el sol en los días de descanso. Así pasaron los nicaragüenses la Semana Santa, que también se caracterizó por las altas temperaturas.

FE

Liderada por el cardenal Leopoldo Brenes, el viacrucis del Viernes Santo en Managua tuvo una multitud acompañando a la imagen de la Sangre de Cristo durante toda la mañana, pese a un sol inclemente. Durante la actividad, Brenes hizo un llamado a la “fraternidad”.

LA JUDEA

En Masatepe, unos 2,000 jóvenes pusieron en escena por las diferentes calles la tradicional Judea. Haciendo sonar sus cadenas, los “judíos” salieron en la búsqueda de “Judas”, a quien encadenan, arrastran y cuelgan simbólicamente de un árbol. La actividad capta la atención de los habitantes y de los visitantes.

TRADICIÓN

En León los artesanos se lucieron en la Calle de las Alfombras, al norte del templo San Juan Bautista de Sutiaba. Se trata de finas imágenes de aserrín que recrean los personajes y pasajes bíblicos. Este año más de 200 artesanos hicieron unas 44 alfombras de aserrín.

PLAYAS

Una niña surfea en playa Maderas, supervisada por una adulta. Miles de familias se refugiaron en el mar durante la Semana Santa para descansar y en búsqueda de un refugio ante la ola de calor que sufrió Nicaragua.

PISCINA

Una familia se las ingenia para transportar una piscina inflable en la cual los menores se divirtieron a lo largo del día. La venta de las piscinas representa un ingreso para cientos de familias que las ofrecen en distintos puntos de la capital, aunque también representa una amenaza a los recursos hídricos, han explicado expertos en medio ambiente.

DESOLACIÓN

Managua, la capital nicaragüense, lució prácticamente abandonada desde el jueves. Una de sus principales avenidas, la Carretera a Masaya, luce vacía, algo improbable desde hoy, cuando los empleados del sector privado y público volverán a sus labores. En ese sector transitan unos 60,000 vehículos al día.

PROMESA

Una mujer, con los ojos vendados, paga una promesa durante el multitudinario viacrucis del Viernes Santo. Los nicaragüenses, mayoritariamente católicos, acompañaron a la Sangre de Cristo y a María durante la procesión.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus