•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Luego de que el papa Francisco publicara el documento “Amoris Laetitia” (La alegría del amor), las voces a nivel mundial se han hecho escuchar, sobre todo por la exhortación que realizó en apoyo a las personas divorciadas. En ese sentido, el cardenal nicaragüense Leopoldo Brenes expresó que los divorciados tienen abiertas las puertas de la Iglesia para participar de todo lo que conlleva la liturgia.

Brenes expresó ayer, después de la misa oficiada en la Catedral Metropolitana de Managua, que “las personas divorciadas siempre han estado cercanas a la Iglesia. Incluso, cuando fui obispo de Matagalpa, tenía un movimiento de personas divorciadas vueltas a casar y ellas siempre participaban con nosotros”.

Además, agregó que el papa Francisco ha dicho que estas personas deben ser integradas al trabajo en la Iglesia, y es lo que se ha venido haciendo en todas las arquidiócesis del país.

"La alegría del amor"

El documento, el cual fue publicado el pasado 8 de abril, destaca que la Iglesia debe “alentar a las personas divorciadas que no se han vuelto a casar, a encontrar en la Eucaristía el alimento que las sostenga en su estado”.

El sumo Pontífice con este documento hace un llamado al clero para ampliar sus misericordias a la hora de discernir quién puede tener derecho a los sacramentos. “Es mezquino detenerse solo a considerar si el obrar de una persona responde o no a una ley o norma general. A los sacerdotes les recuerdo que el confesionario no debe ser una sala de torturas, sino el lugar de la misericordia del Señor”, reza el texto.

Asimismo, detalla que “a las personas divorciadas que viven en una nueva unión, es importante hacerles sentir que son parte de la Iglesia, que no están excomulgadas, porque siempre integran la comunión eclesial”.

  • El documento papal llegó días previos a su publicación,  a miembros de la Conferencia Episcopal  para su análisis .

Por su parte, el cardenal Brenes expresó que en el documento papal se dice que todos los divorciados estaban excomulgados, pero “nunca lo han  estado”.

Brenes agregó que “con este documento el Santo Padre ha recalcado una experiencia que ya se conocía. Lo que ocurre es que las personas divorciadas y vueltas a casar sienten como una pena al llegar nuevamente a la iglesia. Pero hay una gran cantidad de divorciados que están trabajando desde las arquidiócesis y en las distintas actividades que se realizan”.

Diversidad

En cuanto a los homosexuales, después que en el documento se señala que deben ser aceptados, el cardenal Brenes indicó que “(los homosexuales) también son aceptados, nunca se les ha cerrado las puertas”.

"Que yo sepa nunca le he dicho a alguien que por su tendencia (sexual) 'aquí no podés venir'. Incluso muchos de estos hermanos son los que arreglan los altares y son los que están apoyándonos”, manifestó el cardenal a los medios de comunicación.

También relató que la Iglesia católica ha sido madre, y personalmente a él se le han acercado para confesarse y nunca les ha dicho: “Ustedes no tienen lugar aquí”.

El documento

El “Amoris Laetitia”, que en español sería “La alegría del Amor”, es una exhortación apostólica escrita por el Sumo Pontífice, luego de haber reflexionado con distintos obispos en dos sínodos sobre la familia realizados en el Vaticano.

El documento está dividido en nueve capítulos e incluye una oración a la Sagrada Familia como conclusión. En este también aparecen citas de papas anteriores, obispos y doctrinarios.

Además, el  Papa  incorporó frases de escritores e intelectuales como Eric Fromm, Martin Luther King, Jorge Luis Borges, Octavio Paz y Mario Benedetti, de quien copia el verso: "Si te quiero es porque sos / mi amor, mi cómplice y todo / y en la calle, codo a codo / somos mucho más que dos", para hablar del amor conyugal.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus