•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La industria láctea de Nicaragua ha dejado de percibir más de US$2.6 millones debido a trabas no arancelarias que ha puesto Honduras a las exportaciones de productos nicaragüenses, afirmaron ayer empresarios de este sector.

Alfredo Lacayo, director ejecutivo de la empresa Centrolac, dijo que desde hace aproximadamente cuatro meses no les han permitido exportar leche a Honduras, afectando no solo a la industria sino también a los ganaderos.

Agregó que las empresas lácteas y otras industrias están siendo afectadas.

Lacayo estimó que el sector ha dejado de vender unos 750,000 litros de leche mensualmente durante esos meses, a un precio de US$0.70 por litro.

El origen 

Según los personeros de la industria láctea, el Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria (Senasa), de Honduras, vino a finales del año pasado a Nicaragua a inspeccionar las plantas para renovarles la certificación.

Es un proceso que pasan las plantas procesadoras de cada país, para el cumplimiento de las medidas sanitarias y fitosanitarias, para poder exportar, pero la entidad hondureña no brindó la certificación a las plantas nicaragüenses.

Wilmer Fernández, presidente de la Cámara Nicaragüense del Sector Lácteo (Canislac), manifestó que todas las plantas lácteas cumplieron con las observaciones hechas por Senasa y que se lo informaron a esa entidad por medio del IPSA.

Te interesa: LALA incrementa en 27% el acopio de leche en Nicaragua​

Para Lacayo, es probable que Honduras esté cambiando las reglas del juego comerciales, por temor a los avances que está experimentando la industria nicaragüense.

Piden reciprocidad

José Adán Aguerri, presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), se refirió al tema y dijo que la semana pasada una comisión público-privada viajó a Honduras para abordar el tema.

Esa comisión, según Aguerri, fue encabezada por el Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (Mific).

“Estamos esperando respuestas de las gestiones que se hicieron, de los compromisos adquiridos. Esperamos que las autoridades de Honduras nos den respuesta hoy o a más tardar esta semana. La posición del sector privado, que le hemos planteado al Gobierno (de Nicaragua), es que si Honduras no nos da respuesta, tomemos la misma medida que está tomando ese país”, afirmó Aguerri, lo que significaría no dejar entrar productos hondureños, algo que también solicitaron Alfredo Lacayo y Wilmer Fernández. De acuerdo con los empresarios del sector lácteo y el presidente del Cosep, el problema también está afectando a la empresa LALA, de origen mexicano, que además es dueña de las plantas procesadoras Eskimo y La Perfecta, pero esa compañía no se ha pronunciado al respecto.

También: Nicas beben menos leche que ticos y hondureños

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus