•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Ayer, en Río San Juan, autoridades incautaron 170 kilos de coca, mientras en Chinandega detuvieron, en horas distintas, al conductor de una pipa con placa costarricense que llevaba ocultos siete sacos de dinero, y a dos hondureños que transportaban 180 mil dólares de forma ilegal en cajas de cerveza, uno de ellos es policía en su país.

El conductor del camión cisterna, Óscar Geovany Arévalo Pérez, iba a Costa Rica y fue detenido en El Guasaule, el vehículo fue enviado a Managua para abrir los compartimentos ocultos donde estaban seis sacos que contenían papel billete. Hasta el cierre de esta edición no se conoce la cantidad de efectivo decomisado.Droga capturada en Rivas.

Los hondureños que viajaban en un taxi, uno de ellos miembro de las Fuerzas Policiales, también fueron enviados la noche del martes a Managua, después que encontraron en la valijera de un taxi, en que viajaban como pasajeros, una fuerte cantidad de dólares.

La jefa de la delegación de Chinandega, Comisionada Fátima Flores, junto con los jefes Leonel Guerrero y Pablo Mendoza, presenciaron el conteo preliminar de los dólares incautados en la valijera del taxi, que presta servicios en el casco urbano de Villanueva.

Los hombres y mujeres de prensa no pudieron presenciar el conteo que se registraba en el parqueo de la delegación de Chinandega, en presencia de los miembros del Ministerio Público de Chinandega.

Se conoció que los detenidos corresponden a los nombres de Edwin Nahúm Flores Grandez, de 28 años, y el Policía hondureño José Emilson Martínez Montenegro, de 33, ciudadanos que iban a bordo de un taxi color gris, sin placa, conducido por el nicaragüense Osmar Reyes Catín.

El taxi fue detenido en el sector rural de la comunidad “El Becerro”, jurisdicción del municipio de Villanueva, cuando los pasajeros se enrumbaban al puesto fronterizo norte, para abandonar el país.

Río San Juan

Los 157 tacos de cocaína que incautó el V Comando Militar del Ejército de Nicaragua, en conjunto con la Policía Nacional de Chontales, en el kilómetro 181, carretera San Carlos–Managua, pesaron 170 kilos con 859 gramos, informó el segundo jefe de la delegación policial de Chontales, comisionado Julio Urbina.

El fuerte operativo se llevó a cabo a la una de la madrugada de ayer miércoles, dentro del plan estratégico llamado Muro de Contención que realiza el Ejército de Nicaragua a nivel nacional.

“Descubrimos unas cajas de cerveza, que al abrirlas, encontramos paquetes primorosamente empacados, similares a los envoltorios de droga, que llamó la atención de los agentes, quienes procedieron a romperlos, así dieron con el papel moneda en denominaciones de 100 y 20 dólares”, dijo una fuente confiable de Chinandega.

"Estamos en la estrategia del Muro de Contención, que tiene como principal objetivo capturar, retener, desviar, obstaculizar cualquier cantidad de droga que pase por la carretera. Son operaciones normales que realizamos”, reiteró el jefe del V Comando Militar, coronel Carlos René Paniagua, quien presume que la droga venía procedente de Costa Rica.

La coca venía en un vehículo color gris cerrado, con placa nacional M 163-316, y las autoridades presumen que el siguiente destino era Managua. Se desconoce, en cambio, el destinatario de la droga, aunque está detenido Wenceslao Avilés García, habitante de Los Chiles, Río San Juan, quien venía manejando.

Acciones en frontera sur

INCAUTACIONES• El lunes, la Policía y el Ejército quemaron 205 kilos de cocaína que un conductor chinandegano dejó abandonado en su furgón por miedo a ser detenido, cuando pasó a inspección policial en Peñas Blancas. El cargamento estaba valorado en 6.5 millones de dólares.

Al mismo tiempo incineraron en el vertedero de Rivas 60.5 kilos de cocaína que efectivos del Cuarto Comando Militar incautaron la noche del sábado en un tramo de la  calle que une la comunidad de las Salinas, del municipio de Tola, con el empalme El Amparo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus