•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

“Señor juez: si de mí depende que no lo echen preso ni un mes, ni un día”, dijo ayer el exboxeador Ricardo Mayorga al juez Walter William Vargas, titular del juzgado Quinto Local Penal, sobre el destino de Mauricio Martínez, quien recibió un fallo de culpabilidad en el juicio por el delito de extorsión y chantaje que promovió Mayorga.

La tarde de ayer el juez Vargas declaró culpable a Martínez, quien denunció públicamente que el pasado tres de mayo el excampeón le robó su celular mientras él estaba laborando en la empresa Nicacell.  

El judicial desestimó unas fotografías que incluyó Keyla Largaespada, defensora de Martínez, que mostraban a su defendido celebrando un cumpleaños en el momento en que Mayorga aseguró que este llegó a su casa a exigirle US$5,000 a cambio de no acusarlo en los tribunales.

Según el juez, la abogada no introdujo dicho documento como en derecho corresponde.

Testigos incidieron

La acusación de Mayorga señala que el pasado 6 de mayo, a las 6:15 p.m., Martínez habría llegado a exigirle el dinero. El judicial basó su decisión en las testificales que llegaron a dar el mismo exboxeador, la esposa y la empleada de este.

“Él sabe muy bien que yo soy inocente y que en ningún momento he llegado a su casa a pedir dinero, él lo sabe…”, dijo Martínez.

La pena máxima por este delito es de seis años de prisión, no obstante, el abogado de Mayorga solicitó al juez tres años de cárcel para Martínez, mientras que la defensa de este pidió la pena mínima que es de dos. El judicial programó la lectura de sentencia para el próximo cinco de julio.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus