•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Fotos y texto: Alejandro Sánchez 

Habitantes de quince comunidades de los municipios de Santa María de Pantasma y Wiwilí se preparan ante posibles afectaciones por desastres naturales. Las mujeres son parte importante en los preparativos y lideran las llamadas Brigadas Locales de Riesgo (Brilor).

A través de juegos infantiles se les enseña a los niños y niñas a protegerse y a ayudar durante los deslaves, crecidas de ríos e incendios forestales, entre otros desastres. “La caravana de la rana” es una de las técnicas de enseñanza. 

En esta zona se lleva a cabo el proyecto “Comunidades resilientes ante el riesgo de desastre y cambio climático”, que es ejecutado por el Instituto de Investigación y desarrollo Nitlapan-UCA, con  el apoyo de la Agencia de Cooperación Suiza.

Como parte del proyecto se están actualizando los mapas de riesgo en las comunidades, los que luego serán entregados a las municipalidades.

Apaga fuegos, de El Chile
Identificar el fuego y hacer una línea para llevar el agua hasta donde se encuentre requiere de menos tiempo para apagarlo. Así lo aprendieron los niños que participaron en la Caravana de la rana, una metodología empleada en las escuelas de Taiwán para enseñar a los niños y niñas sobre las medidas a tomar ante un riesgo o desastre y que se está implementando por primera vez en el país como parte de este proyecto. 

Enseñanza para salvar vidas
Miembros de los Brilor de las comunidades Las Vueltas, La Marañosa, Cuatro Esquinas y El Maleconcito fueron instruidos en traslados vía aérea de heridos. Saber cómo se hace un nudo, cómo se venda a un herido y se traslada puede hacer la diferencia entre la vida y la muerte.

Aprendiendo y jugando
Niños y niñas de las escuelas de El Chile, El Venado 1 y 2 aprendieron sobre las medidas de protección al momento de un desastre, así como el traslado de personas usando sábanas como camillas.

Pobladores de Wiwilí
La experiencia de cruzar el puente colgante asusta a algunas personas, pero cuando el río El Quebradón sube su caudal sobrepasa el puente y quienes habitan en el barrio El Chorizo quedan incomunicados.

Cerro Kilambé
El cerro Kilambé es el único cerro verde que se observa en la zona, los cerros cercanos a las comunidades están deforestados, lo que aumenta el riesgo de deslaves.

Comunidad El Maleconcito
En comunidades como El Maleconcito, Wiwilí, los principales riesgos y amenazas son las inundaciones y deslaves. Hace tres años un deslave provocó la muerte de tres personas.

Salvamento y rescate
Alexania Blandón Espinoza cruza el río con cuerdas y poleas, en un ejercicio de salvamento. Ella tiene 16 años e integra el Brilor de La Marañosa.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus