•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La jueza María Ivette Pineda, titular del Juzgado Sexto Local Penal de Managua, suspendió ayer el inicio del juicio oral y público contra el doctor David Páramo por el delito de homicidio imprudente en contra de Lizandra Jarquín González, de 24 años, ya que este cambió de defensa. 

En la audiencia inicial, la judicial mantuvo la prisión preventiva para el cirujano plástico, quien realizó una liposucción y aumento de glúteos a Jarquín González que murió de un paro, tras concluir la cirugía. Al concluir la audiencia inicial, el acusado no quiso dar declaraciones a los medios de comunicación, tampoco su abogada Sobeyda Manzanares.

La abogada Karina Duarte aseguró a El Nuevo Diario que ella representará al galeno en este juicio y en el que lo acusan de lesiones imprudentes y lesiones psíquicas en perjuicio de la joven Allison Molina. 

La fiscal dijo que cuentan con más de 25 testigos para demostrar en el juicio la culpabilidad de Páramo, incluyendo al anestesiólogo Juan Salvador Ortega, quien participó de la cirugía fatal y descartó que haya otro victimario en este caso.

En la audiencia preliminar el acusado dejó entrever que podría haber responsabilidad del anestesiólogo.

"Estoy confiando en Dios y en la justicia de Nicaragua, él siquiera está allí y sus familiares lo pueden abrazar, pero yo ya no puedo abrazar a mi hija", dijo Sandra González, madre de la fallecida, quien observó cuando Páramo era abrazado por sus familiares posterior a la audiencia.

ANTECEDENTES

Lizandra Jarquín fue operada el pasado 17 de junio y el 30 de junio la Fiscalía acusó a Páramo en los Juzgados.

De acuerdo con la auditoría médica del Ministerio de Salud, el cirujano plástico no vigiló a la paciente por el tiempo debido y a las tres horas después de la operación estética, le dio de alta.

En la auditoría médica del Minsa también se indica que falló al no registrar en el informe la eventualidad que se le presentó con la paciente al rasgarle de manera accidental el pulmón izquierdo.

Según la acusación de la Fiscalía, Páramo violó las normas y extrajo grasa del cuerpo de la víctima en una cantidad superior a lo que su masa corporal permitía.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus