•   Boaco, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El obispo emérito de Granada, Leovigildo López Fitoria, falleció a los 89 años y fue despedido este domingo por la población de su natal Boaco.

Autoridades de la iglesia católica realizaron una solemne misa de cuerpo presente, que fue presidida por el cardenal Leopoldo Brenes, y sacerdotes de la diócesis de Boaco, Granada y Rivas, encabezados por el obispo Jorge Solórzano.

“Hoy nos reunimos a dar gracias por su vida, por su ministerio al servicio de nuestra querida diócesis de Granada. Monseñor Leovigildo, es un orgullo de la ciudad de Boaco", destacó Solórzano.

López fue el primer sacerdote boaqueño del siglo XX, y el primer Obispo de este departamento. A los 14 años se fue de Boaco para iniciar sus estudios sacerdotales.

Tras concluida la santa misa, el cuerpo del obispo emérito, fue cargado en hombros y llevado en procesión por las calles centrales de Boaco y posteriormente, se realizó el sepelio, en la Iglesia Catedral Santiago de Boaco.

El doctor Armando Incer Barquero, historiador de Boaco, manifestó el aprecio que sentía por monseñor Leovigildo, dijo que compartió con él, la niñez escolar, los desfiles, las fiestas patrias, la alegría de las purísimas y las misas del gallo.

“Lo conocí cuando apenas era un niño, cuando volvimos a vernos muchos años después, él ya era un sacerdote y yo un médico en Boaco”, resaltó Barquero. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus