•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las autoridades policiales de Chinandega pusieron fin a la búsqueda de Nicolás Ambrosio Escalante Betanco (56 años), circulado por el delito de femicidio perpetrado en abril contra su compañera de vida, Fátima Cuadra Cruz.

Escalante Betanco caminaba tranquilo y a plena luz del día por las calles de Villanueva cuando oficiales de una patrulla lo retuvieron.

El sospechoso llevaba cuatro meses prófugo de la justicia, después de que la mañana del 24 de abril asfixió y dio cuatro machetazos a su excónyuge, Fátima Justina Cuadra Cruz.

El crimen, que ocurrió en la vivienda que compartía la pareja, alteró la apacible vida de los habitantes del sector de Santa Eulalia, en el municipio de Somotillo, fronterizo con Honduras.

“Fue detenido en la vía pública. Inmediatamente fue trasladado a las cárceles preventivas de Chinandega y mañana lunes (hoy) estará a disposición del juzgado de violencia, a cargo de la doctora Isabel Mayorga, para que se siga el proceso correspondiente”, dijo una fuente policial a El Nuevo Diario.

Para dar con el paradero de este sujeto, la Policía de Somotillo, a cargo del comisionado Francisco Ruiz, tuvo que hacer coordinaciones a nivel nacional, luego de confirmar que el sospechoso no huyó a Honduras porque en ese país también tiene cuentas pendientes con la justicia.

Escalante Betanco tiene un historial de violencia archivado en Chinandega.

“Las coordinaciones con Honduras nos confirman que Escalante vino huyendo de ese país tras cometer fechorías, por lo que es difícil que se devuelva al mismo lugar donde cometió varios delitos”, dijo Ruiz.

PROTESTAS

A raíz del asesinato de Cuadra Cruz, las mujeres organizadas en Somotillo hicieron marchas de protesta exigiendo justicia, ya que hubo personas que veían al sospecho libre y en sitios públicos, mientras las autoridades le daban persecución.

Fue entonces que la familia de la fallecida decidió quemar la casa donde ocurrió la tragedia, ya que los vecinos aseguraban que Escalante Betanco apareció a media noche cuando se efectuaba la vela de la víctima y luego cuando se dio el sepelio.

Cuadra Cruz sufrió violencia con Escalante Betanco. Según sus vecinos, ella fue muy trabajadora y cuando decidió cambiar su condición de vida, un hombre violento le arrebató su existencia y se dio a la fuga.

Testigos dan cuenta de que el hombre la amenazaba con el mismo machete que le quitó la vida.

“Con este mismo machete la voy a hacer tucos si me deja”, habría dicho Escalante Betanco a los hijos de Cuadra Cruz, quienes no imaginaron que el hombre era capaz de cumplir con sus amenazas.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus