•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El presidente de la Cámara de Urbanizadores de Nicaragua (Cadur), Héctor Lacayo, indicó ayer durante el segundo Foro Centroamericano de Vivienda y Ciudad desarrollado en Managua  que el 78% de los nicaragüenses residen en viviendas que no cumple “con estándares mínimos de habitabilidad”.

El dato que compartió fue señalado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Al respecto comentó que la atención a esa “fuerte demanda” debe ser atendida de manera integral en materia de disponibilidad de terrenos aptos en las ciudades, dotación de infraestructura, facilitación de financiamiento y tramitología.

De acuerdo con Lacayo, desde 2009 a la fecha, Cadur ha promovido la construcción de más de 30,000 viviendas y para este 2016 esperan colocar 5,000 casas, 1,000 menos que las proyectadas previamente.

“A nivel nacional la demanda es 950,000 unidades, según datos del Plan de Desarrollo Humano, y esta es  una cifra que cada año incrementa”, sostuvo.

RETOS

En tanto, Ricardo Meléndez, primer vicepresidente de Cadur, explicó que el proceso establecido para la entrega de los subsidios de los bonos a la prima que entrega el Instituto de la Vivienda Urbana y Rural (Invur) es lento.

Y sobre el aumento al techo de la vivienda de interés social dijo que el Gobierno está siendo propositivo, pero que hay que presentarle números sobre el impacto que tendrá dicho incremento.

“Estamos trabajando con el Invur para ver cómo hacer más rápido la entrega de subsidio a la tasa de interés y la entrega de bonos a la prima y en definitiva es un proceso lento y con el impacto que tiene en las familias nicaragüenses no querés que sea tan tedioso”, expresó Meléndez.

TRÁMITES MÁS RÁPIDOS

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), José Adán Aguerri, enfatizó durante el foro que están trabajando en una propuesta que incluye tres líneas: agilidad en trámites, aprobación de una ley de asociación pública-privada y el financiamiento.

“Queremos cerrar este año con una ley de asociación pública-privada que permita que venga la inversión privada a desarrollar proyectos que necesitamos, pero que no tenemos recursos (para ejecutarlos) como Estado”, comentó el dirigente empresarial.

Aguerri agregó que como gremio están enfocados en darle facilitación a los proyectos, por tanto propondrán al Gobierno, en materia de gestión pública, generar un plan para mejorar los indicadores internacionales en competitividad.  

“Entre estos indicadores están los permisos de construcción, hemos mejorado, pero tenemos mucho que mejorar, estamos hablando de homologar la legislación municipal para reducir la discrecionalidad en materia de permisos, licencias y cobros, tenemos diferentes cobros en diferentes municipalidades”, contó el líder de los empresarios.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus