•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La abogada defensora del doctor David Páramo, Karina Duarte, descartó ayer que en el juicio por el delito de lesión imprudente y lesión psicológica que impulsa Allison Molina contra su cliente se logre una mediación. A su vez, consideró que los testigos ofrecidos por la Fiscalía no inculpan al médico.

Por su parte, la fiscal departamental de Managua, Mirna Siles, aseguró que cuentan con las pruebas suficientes para demostrar la culpabilidad del acusado.

En la continuación del juicio el viernes reciente, los medios de comunicación no pudieron dar cobertura en los Juzgados de Managua, pues la supuesta víctima solicitó a la jueza Karen Chavarría que se realizara de manera privada, a lo que accedió la judicial.

Sin embargo, Duarte afirmó que ese día el Ministerio Público evacuó a sus ocho testigos e incluso prescindió de dos más que no llegaron: uno fue el policía que conoció de la denuncia y el otro se trata de una amiga de Allison que la habría acompañado al hospital cuando ella se sentía mal, supuestamente producto de la operación.

Más: Acusadores de Páramo solicitan US$80,000 durante mediación

Alegatos

“El doctor Oscar Cisneros (del hospital Salud Integral, quien atendió a la joven después de la operación de Páramo) aclaró que los neumotórax, una vez tratados y si no han sido superados, te dan un problema en meses y te tienen que atender inmediatamente, no es después de años que te deben atender. Si lo vemos desde la operación que le hizo el doctor Cisneros a Allison, ya llevamos más de dos años, entonces no es posible que ella siga con una secuela porque entonces hubiera sufrido una complicación que ya la hubiera matado”, dijo Duarte. 

La acusación de la Fiscalía señala que el doctor Páramo realizó a Molina una cirugía de implante de mamas el 18 de junio del 2014, pero durante el procedimiento quirúrgico supuestamente le perforó la membrana del pulmón izquierdo, le hizo una sutura y siguió con el implante de senos. Luego la paciente presentó dolor en el pecho y una  placa reveló que tenía un neumotórax, poniendo su vida en riesgo.

En su declaración ante la judicial, Allison afirmó que se sentía agraviada por el doctor Páramo porque los implantes en las mamas se le movían y que uno lo tiene más grande que el otro.

Indicó que las lesiones que tiene a causa de la cirugía han sido un obstáculo para poder conseguir algunos trabajos como modelo y que el doctor no le advirtió de los riesgos que hay en este tipo de intervenciones quirúrgicas.

Un experto

En el caso de la defensa de Páramo, evacuó a un testigo, se trata del cirujano Rodrigo Cabrera, quien aseveró que el procedimiento que realizó el acusado en Allison Molina fue el correcto.

“Al igual que en el caso anterior (en el de Lizandra Rodríguez, quien murió) en este (el de Allison Molina) hubo un proceso de investigación, en el cual el Ministerio Público estuvo desde el inicio, tenemos todas las pruebas periciales, testificales y documentales para acreditar la culpabilidad (del doctor Páramo) en un debido proceso”, aseveró Mirna Siles, fiscal departamental de Managua.

Te interesa: Fiscalía apelará en caso de "El Popo"

Cabe destacar que en el juicio estuvo como asistente de la abogada Duarte la esposa del cirujano Páramo, Luz Marina Jirón.

La judicial programó para el próximo 14 de septiembre, a las 9:00 de la mañana, la continuación del juicio.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus