•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los bomberos tienen que sentir una vocación de servicio a la población y deben de estar conscientes de que hay emergencias muy peligrosas que podrían llegar a cobrar sus vidas, aseguró el comandante Enrique Chavarría, jefe del Benemérito Cuerpo de Bomberos (BCB).

"Cuando hablo de la peligrosidad hago referencia a que se pone en riesgo la vida de todos los bomberos que andamos trabajando en ese evento", señaló Chavarría.

El jefe del BCB tiene 59 años de edad, de los cuales 21 los ha dedicado a esta organización sin fines de lucro. En este período cuenta que el siniestro más peligroso que han tenido que cubrir fue el incendio que se dio en el año 2005 en la empresa Enigas, en Managua, porque dentro del lugar estaba un tanque de gas butano de ,1000 libras que podía explotar.

"Ese incendio fue muy peligroso porque si no hubiéramos cortado la conexión de los cables que van a la base principal del tanque y no lo hemos enfríado, entonces ese tanque con la explosión hubiera tenido un alcance efectivo para la muerte de 250 metros de radio. ¿Qué significa eso? Que una explosión hubiera matado a una persona  que hubiera estado a una distacia de 250 metros, y nosotros, los bomberos, estábamos al pie del tanque", recordó Chavarría.

Caso Puma

Pero a consideración del jefe bomberil, el incendio en los dos tanques de almacenamiento de combustible de la empresa Puma Energy, en el municipio de Puerto Sandino, es el evento reciente más peligroso que han enfrentado.

Sobre este caso señaló que se especularon situaciones que no ocurrieron y que no fueron tratadas con objetividad, ya que asegura que no fueron sobrepasados en su capacidad.

"Se habló que hubo deficiencias de parte de nosotros, los bomberos, sin embargo, esos son comentarios totalmente infundados, inciertos, sin base, ¿por qué? Porque cuando se va a un incendio de tal magnitud se hace una planificación previa, aquí nos reunimos ingenieros de PDVSA, ingenieros de la Petronic y los directores de los cuerpos bomberiles para tomar decisiones", recordó.

En el hecho se señaló que bomberos de origen norteamericano serían quienes apagarían el fuego, ya que estos tenían gran experiencia en el tema; también que el siniestro se podía apagar utilizando espuma, pero que en el país no había los equipos adecuados para aplicarla.

  • 2,527 coberturas ha brindado el BCB a la población entre enero y el 14 de septiembre de 2016.

"Si aplicabas agua y espuma en los tanques, entonces esa agua iba a ir a parar a los canales que sirven de desague por cualquier tipo de emergencia, entonces iba a ir a parar directamente al mar, y si echás agua en cantidades suficientes, entonces vas a causar daño al medio ambiente, en este caso, a la empresa de cultivo de camarones y al mar...entonces lo mejor era esperar que el material de los dos tanques se consumiera y los efectos al medioambiente fueron menores", explicó.

En este caso participaron 80 miembros de la Dirección General de Bomberos y 80 del BCB con 12 camiones de apagafuegos de Managua, uno de León y uno de Chinandega. Afortunadamente ningún bombero resultó con afectaciones.

Según Chavarría, las temperaturas generadas por este incendio fueron superiores a los 1,000 grados Celsius, por lo que los bomberos no podían acercarse.

Más: Seis bomberos han muerto en 80 años

Fortalecer cooperación

El BCB recientemente se unificó con otras organizaciones bomberiles en el mando único. Si bien es cierto que existe un apoyo gubernamental, aun los apagafuegos requieren de apoyo, según Chavarría.

"Aquí lo que debemos hacer es facilitar la relación con los demás cuerpos de bomberos del mundo para que nos apoyen, ¿qué es lo que sucede?, a un incendio no es necesario que vayan 100 camiones, que vayan 50, no, aquí lo importante es que vayan 2 camiones por lo menos que tengan la suficiente capacidad de agua", finalizó.  

  • 62 por ciento de atenciones han sido a personas que necesitaron primeros auxilios.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus