•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La era del ego está en uno de sus grandes momentos, dice el doctor en comunicación y docente de la Universidad Autónoma de Barcelona, Cataluña, Santiago Tejedor Calvo, quien estuvo en Nicaragua por motivos académicos.

El experto, quien sostiene que no debe calificarse al internet como buena o mala, dice que es clave garantizar que toda la población tenga acceso a ese servicio, por las oportunidades que abre.

En entrevista con El Nuevo Diario, Tejedor Calvo se refiere a los desafíos que tiene Nicaragua en materia digital y aclara sobre algunos términos en el uso de internet.

¿Qué es saber utilizar Internet?

Es formar cualitativa y críticamente a los usuarios que navegan por internet. No solamente que sepan abrir una cuenta de correo electrónico o llegar a un portal de la web, sino que lo sepan utilizar de manera cualitativa. Que sepan cuestionar lo que hay en la red y que sepan comparar una información con otra. Que sean capaces de construir conocimientos a través de recursos que ofrece internet. Un ciudadano alfabetizado digitalmente debe saber manejar las herramientas, pero críticamente.

Más allá del acceso a internet ¿en qué consiste la brecha digital?

Nos permite diferenciar cualitativamente los que saben utilizar de manera completa lo tecnológico y los que no saben. No se trata de que alguien pueda conectarse a internet, sino que tenga las habilidades para ser crítico, exigente, que pueda demandar información de calidad y construirla.

Un ciudadano debe saber utilizar las herramientas, buscar información, contrastarla, sobre todo evaluar contenidos.

Según Comscore, una compañía de investigación de marketing e internet, en Centroamérica la mayoría de las personas ven vídeos ¿cuál es la importancia del vídeo?

El vídeo está vinculado a la democratización de las plataformas que se centran en lo audiovisual, pero ahora con un concepto distinto, ya no se trata de macro-contenidos, sino micro-contenidos, con una lógica viral inspirada en YouTube y en Vimeo. Hay una tendencia a crear contenidos capciosos que se consultan y comparten rápidamente por las redes sociales. Sí hay una tendencia por la audiovisualización de los contenidos y la comunicación.

¿Es cierto que los contenidos audiovisuales son más eficaces para que las personas digieran mejor los mensajes?

Los estudios nos dicen que un usuario recuerda más la información cuando va acompañada de elementos visuales o audiovisuales. Esto no significa que el contenido sea más eficaz, hay que saber de qué trata el vídeo y la duración. Pero sí es cierto que hay predisposición más clara a consumir lo audiovisual y existe una capacidad de retentiva mayor cuando hay un elemento audiovisual incorporado en el mensaje que estamos transmitiendo.

Hay una tendencia en Facebook donde ha crecido el contenido audiovisual. Snapchat se consolida de una manera acelerada, Facebook acaba de lanzar una plataforma muy similar a Snapchat donde también se va a poder compartir  fotografías y vídeos. En el caso de Instagram comenzó con fotografías ahora se comparte vídeo de corta duración. Todas las redes sociales están en un estado líquido donde se va  reinventando y absorbiendo esa nueva tendencia de los usuarios.

Con respecto a tendencias de los usuarios ¿qué es Multitasking?

Quiere decir que los usuarios hoy en día tienen la necesidad de realizar más de una tarea al mismo tiempo. Tienen la capacidad de consultar internet, mientras hacen otras cosas.

¿Esto no cae en el mal uso?

No tenemos que encasillarlo en bueno o en malo, blanco o negro, sino entenderlo como un elemento definitorio del nuevo escenario de lo que pasa hoy en día y por tanto que es una muestra más del diagnóstico de lo que es la sociedad de la información y el tipo de usuario que tenemos hoy en día, que no son receptores pasivos.

Consumir la televisión ya no significa sentarse ante una pantalla a ver y escuchar. Muchos telespectadores están tuiteando, consultando en Facebook, votando contenidos que ven de manera simultánea en la Tv. No es bueno ni malo, solo es el nuevo escenario del día a día.

¿Pero hay cosas malas que la gente hace en internet?

Había cosas malas antes y hay cosas malas hoy, y no venimos de una panacea donde todo era perfecto. La televisión generó hábitos y conductas violentas, los diarios tienen cosas malas por supuesto, internet tiene cosas malas también.

¿El término «Huérfanos digitales» es producto del mal uso de internet?

Se habla mucho del término ‘nativos digitales’, ahora se introdujo el término de huérfanos digitales, que son esos usuarios que utilizan internet sin la formación o el seguimiento de un adulto formado. Además, lo que antes era el canguro o una persona que cuidaba a los niños, ahora ese rol ha sido sustituido por internet. Los padres dejan a sus hijos bajo el cuidado, entre comillas, de la red de redes, a veces porque no tienen tiempo o porque no saben cómo defenderse.

¿Cuál es el reto ante el escenario del mal uso de internet, cuando por lo menos se haya podido conectar a la mayoría de personas de una nación?

El reto es conseguir una ciudadanía alfabetizada digitalmente y mediáticamente. Conozco proyectos en algunos contextos donde el Gobierno ha hecho una apuesta muy ambiciosa por conseguir no solo que internet llegue a los lugares más recónditos, sino también por formar a los ciudadanos en el uso crítico y responsable de internet. Por ejemplo, República Dominicana tiene un proyecto reconocido internacionalmente que tiene como objetivo eso, conseguir el uso instrumental, pero también el crítico.

¿Qué opina de la frase del escritor español Javier Marías?: “internet ha organizado por primera vez la imbecilidad”.

Tiene parte de razón porque en internet encontramos temas que invitan a pensar eso. Se ha convertido en la ventana de grupos terroristas que envían sus proclamas, que publican vídeos muy duros y contribuyen a restar en vez de sumar. También es cierto que internet ha potenciado la cultura del ego, donde todos quieren decir cosas. Una investigación arrojó que Facebook potencia los sentimientos de frustración y de envidia entre los usuarios, porque todos publicamos fotos donde se nos ve contentos en lugares maravillosos.

En su trabajo formación digital y desarrollo ¿qué experiencia positiva recuerdas sobre el buen uso de internet en Centroamérica?

En Guatemala hay un proyecto que se llama Enlace Quiché, donde las comunidades indígenas se han apropiado de las posibilidades de internet, pero las han vestido con su propia cultura. Se han enfrentado a la globalización y quieren dejar huella con su identidad y señas de referencia.

Enlace Quiché en Nicaragua sería un buen ejemplo de ese tipo de proyectos donde lo global y local se fusionan y generan iniciativas muy interesantes.

El catedrático

Santiago Tejedor Calvo
Originario de Valencia, España.

Es doctor y docente de periodismo en la Universidad Autónoma de Barcelona, Cataluña.
Actualmente se dedica a la producción científica de libros sobre educación y comunicación, internet aplicado al periodismo, y viajes y periodismo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus