•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Nicaragüenses que se dedican a diversos oficios para ganarse la vida dijeron a El Nuevo Diario que la iniciativa de ley aprobada en la Cámara baja del Congreso de Estados Unidos, para bloquear fondos a Nicaragua, afecta directamente a los nicaragüenses.

Carlos Gómez López, de 52 años, es conductor de un bus en la ruta Esquipulas-mercado Huembes y opina que “esa ley es algo que nos limita y nos amarra de las manos, nos cortarían los préstamos y aquí pasarían cosas feítas, no tendríamos acceso el crédito del Banco Mundial y de la gente que mueve ese billetón allá arriba, nos haría más paste (mal), a nosotros los que trabajamos diario”.

Gladis Tercero Clara, de 62 años, es vendedora de productos varios en un mercado capitalino y dice estar informada sobre esa ley que podría afectar a los nicaragüenses. Carlos José Gómez

“No nos conviene, porque si no le prestan dinero al Gobierno, entonces nos van a afectar a todos los nicaragüenses, no habrían obras de inversión y desarrollo; el gobierno debería apelar esa ley para que no se establezca”, recomendó Tercero.

Oscar Mejía, de 65 años, se gana la vida todos los días vendiendo helados y para él “la población va a salir afectada en todo lo que es económico, porque no habría inversión ni obras de progreso, no habría nada, estaríamos fregados; el gobierno debería buscar cómo arreglarse de cualquier manera (con los gringos)”.

Róger Mejía, de 30 años, es taxista. Considera que los préstamos que se obtienen con los organismos internacionales son importantes para el país, porque con ellos se ejecutan obras de progreso.

“No tengo ningún partido político y creo que en Nicaragua sí hay elecciones justas, lo que pasa es que mucha gente ya no sale a votar, entonces eso disminuye los votos al otro partido y también hay que ver que este gobierno ha hecho cosas que los anteriores gobiernos no hacían”, afirmó Mejía.

Arce sugiere esperar

El asesor económico de la Presidencia de Nicaragua, Bayardo Arce, dijo ayer que “hay que ver qué es lo que va a resultar al final” del proyecto de Nica Act, aprobado el miércoles por la Cámara baja del Congreso de Estados Unidos.

Esa ley aún tiene que ser aprobada por el Senado norteamericano y “hay que ver qué es lo que van a aprobar y qué efectos va a tener”, comentó Arce.

Arce calificó a Nica Act como una acción injerencista de Estados Unidos en contra de Nicaragua.

“Para nosotros esta es una acción agresiva, injerencista, violatoria del derecho internacional. Yo quisiera que nadie vaya a agredir ni amenazar a los norteamericanos ahora que van a escoger a su candidato. Que escojan a míster Trump, a doña Hillary, a quien quieran, con tranquilidad, sin que le pongan una pistola en la cabeza, porque eso es lo que da la verdadera tranquilidad de la democracia: que los pueblos tomen sus decisiones por sí mismos y no por factores de presión internos o externos”, declaró Arce. 

El funcionario dijo que cuando termine el proceso de esa iniciativa de ley y se sepa qué implica para el país, se podrán decir con certeza los efectos.

“Ahorita, como dice Chespirito, que no panda el cúnico. No voy a pronunciarme. Esperemos que termine el proceso”, dijo a los periodistas el asesor económico del gobierno nicaragüense.

APEN: ver el futuro

Sobre el mismo tema, el presidente de la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua (APEN), Guillermo Jacoby, dijo que “habría que estudiar bien la ley para ver qué es exactamente lo que significa”.

“Cualquier bloqueo afecta a Nicaragua, obviamente. Estamos claros de que es así, pero en este momento hablar de eso es muy temprano… El lema de nosotros aquí en ExpoApen y en el congreso: Nosotros estamos viendo hacia el futuro, estamos viendo cambiar la matriz exportadora de Nicaragua para el año 2040. Si nosotros cambiamos la matriz exportadora de Nicaragua y somos un país rico, son irrelevantes leyes de esa naturaleza”, explicó Jacoby.

Arana: solución política

Mario Arana, gerente general de APEN, afirmó que “el sector privado ya ha expresado que le preocupa esta ley”.

“Estemos claro de que ese hecho, de esta propuesta de ley que ha iniciado ese camino, sí hay que verla con cierta preocupación. Es decir, no es una señal adecuada y tenemos que ver cómo se trabaja para que no entorpezca las decisiones de inversión. Es algo que está en el ámbito político y esperamos que se resuelva en ese ámbito”, refirió Arana.

Añadió que el sector privado no ha entrado todavía a una discusión formal del problema, dado que es muy reciente aún, porque hasta el pasado miércoles por la noche se informó que la Cámara baja del Congreso estadounidense había aprobado la iniciativa. 

“Yo creo que aún es bastante prematuro. Veremos todavía cómo evoluciona la cosa, démosle tiempo al tiempo a ver cómo se va a solucionar”, dijo Arana. 

Protestas ante la ONU

Nicaragua protestó ayer en Naciones Unidas por el proyecto de Nica Act, que pretende bloquear préstamos y donaciones al gobierno de Nicaragua.

"Rechazamos como violatorias al derecho internacional y a la carta de Naciones Unidas las propuestas e iniciativas que se han movido en las cámaras de los organismos legislativos de Estados Unidos", dijo el vicepresidente nicaragüense Moisés Omar Halleslevens, ante la Asamblea General de la ONU.

Halleslevens recordó que este tipo de medidas "son parte habitual de la política injerencista" de EE.UU., que "a través de la historia ha intervenido en nuestros propios y soberanos procesos políticos, sociales y económicos", de forma "particular en los momentos electorales".

EE. UU. sin posición oficial todavía

DECISIÓN. Estados Unidos no ha decidido aún si respaldará un proyecto de ley aprobado esta semana por la Cámara Baja y que contiene sanciones a Nicaragua.

Así lo indicó el principal subsecretario adjunto de Estado de EE. UU. para Latinoamérica, Francisco Palmieri, en una conferencia de prensa en Nueva York con motivo del 71 periodo de sesiones de la Asamblea General de la ONU.

"Tendremos que evaluar más de cerca los elementos específicos de la legislación, que en este momento solo ha sido aprobada en la Cámara de Representantes, antes de asumir una posición pública formal" al respecto, afirmó Palmieri.

La Cámara de Representantes estadounidense aprobó el miércoles un proyecto de ley destinado a sancionar al gobierno de Nicaragua, en el que insta a las instituciones financieras a frenar sus préstamos a ese país hasta que celebre unas elecciones "libres, justas y transparentes".

El proyecto de ley, presentado por la representante republicana Ileana Ros-Lehtinen, deberá pasar ahora al Senado, donde lo promueve el senador texano y antiguo aspirante a la candidatura presidencial republicana Ted Cruz, quien al igual que la congresista es de origen cubano.

Si el Senado la aprobara, el presidente estadounidense Barack Obama podría vetar la medida y evitar que entrara en vigor, o respaldarla como hizo en 2014 con las sanciones a Venezuela.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus