•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La mesa de conversación iniciada este jueves por el gobierno nicaragüense y la Organización de Estados Americanos (OEA), con el fin de fortalecer las instituciones democráticas de Nicaragua, culminaría en enero de 2017 con una declaración conjunta si logran acuerdos, informaron las dos partes. Tres representantes de la secretaría general de la OEA y tres del gobierno de Nicaragua se reunirán dos veces por mes, a partir de este 20 de octubre cuando realizaron la primera sesión, para “analizar en conjunto el proceso electoral nicaragüense” y presentar un informe dentro de tres meses.  

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, llegaría a Managua el 1 de diciembre próximo para reunirse con el presidente Daniel Ortega y con líderes de los diferentes partidos políticos, como parte del diálogo propuesto por la organización continental el 16 de octubre último. De no existir acuerdo para la presentación del informe conjunto, cada parte emitiría su propio informe, al concluir el proceso, precisa un documento suscrito el 15 de octubre por Almagro y el representante permanente de Nicaragua ante la OEA, Denis Moncada Colindres.

La coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía de Nicaragua, Rosario Murillo, dijo este viernes que “conforme el acuerdo suscrito se realizó una reunión en Managua el 20 de octubre entre la delegación de la Secretaría General de la OEA y el Gobierno, acordándose la agenda para su cumplimiento”. “Nuestro Gobierno, privilegiando la seguridad, la estabilidad y la paz de las familias nicaragüenses ha suscrito estos acuerdos que ya están en pleno proceso de cumplimiento, son buenas noticias para el pueblo”, afirmó Murillo.

En Washington, la OEA publicó el acuerdo este viernes indicando que había entregado al gobierno de Nicaragua un informe valorativo del secretario general, Luis Almagro, sobre el proceso electoral, un documento que no se ha hecho público.

Lea: EE. UU. ve bien un diálogo de Nicaragua con la OEA

El texto del acuerdo, de seis puntos, estipula que en la mesa de conversación las partes “se comprometen a apoyar el fortalecimiento de las instituciones democráticas del país de acuerdo a los compromisos del Estado de Nicaragua con los instrumentos normativos del Sistema Interamericano y su ordenamiento jurídico interno”.

Un puente

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), José Adán Aguerri, dijo que “lo importante de concretizar un hecho anunciado, con una primera reunión, es que establece el puente y el mecanismo (de las conversaciones)”. “En un tiempo de tres meses se pueden realizar al menos seis reuniones. Es importante que se invita al secretario general de la OEA a que esté en Nicaragua y que se establezca que cada parte tiene la potestad de presentar su posición de manera individual”, agregó Aguerri.

“Para quienes tenían la posición de que se suspendiera el actual proceso electoral, obviamente tienen una respuesta que es no. Tendrán que hacer nuevas valoraciones y tendrán que ver nuevas estrategias”, comentó el presidente del Cosep.

La embajada de México en Managua expresó su posición respecto al diálogo con la OEA, tras una consulta de El Nuevo Diario. “Recibimos positivamente este acercamiento de diálogo entre la OEA y el gobierno nicaragüense. Deseamos sea exitoso y México estará atento a sus resultados”, dice el mensaje vía correo electrónico de Gilberto Velarde, jefe de Cancillería y primer secretario de la misión diplomática mexicana en Nicaragua.

El candidato presidencial de la Alianza Liberal Nicaragüense (ALN), Saturnino Cerrato, comentó que “aunque los resultados de las conversaciones se presenten hasta el próximo año, la OEA debe estar interesada en el proceso electoral actual, que seguro estará de por medio para seguir el diálogo”. El MRS, parte del denominado Frente Amplio por la Democracia (FAD), exige en un comunicado que el informe presentado por la OEA al Gobierno se haga público, igual que los temas de agenda acordados.

Enfatizó que solo aceptará como resultado “la realización de nuevas elecciones”. El candidato presidencial del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Maximino Rodríguez, opinó este viernes: “Me parece que el diálogo influiría en el proceso del seis de noviembre, en consecuencia se debe permitir al menos a los observadores nacionales el seis de noviembre”.

2 veces al mes en Managua o en Washington se reunirán las partes. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus