•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La rutina de los habitantes del barrio Naciones Unidas ubicado en la periferia oriental de la capital se vio alterada la mañana del viernes cuando se produjo el aterrizaje forzoso de un helicóptero en un predio baldío rodeado de casas forradas con madera y zinc.

José Morán, testigo del descenso de la aeronave dijo que el helicóptero donde viajaban dos pasajeros y el piloto, aterrizó de manera forzosa minutos después de las siete de la mañana del viernes.

“El helicóptero venía (sobrevolando) bien bajito, tambaleándose y después escuchamos un golpe seco cuando cayó a tierra”, relató Morán quien junto a su hijo del mismo nombre acudió a socorrer a los ocupantes de la aeronave.

La peor parte en el percance fue para los hermanos Américo y Harold González Chavarría, quienes después de ser rescatados y atendidos por los vecinos fueron trasladados a un hospital capitalino.

Mientras el piloto de la aeronave, quien también fue auxiliado por los pobladores, quedó aturdido después del aterrizaje forzoso.

Los hermanos Chavarría González fueron los más afectados porque el helicóptero al caer, el punto de impacto fue en la parte donde iban ellos como pasajeros, explicó otro testigo del percance aéreo.

Evitó desgracia

Las autoridades del Instituto Nicaragüense de Aeronáutica Civil (INAC) y los testigos elogiaron al capitán Manuel López Avilés, piloto de la aeronave, quien antes de ejecutar el aterrizaje circundó el sitio a baja altura para evitar una tragedia.

Ver galería de fotos

Yali Streber, funcionario de autoridad aeronáutica destacó que con su destreza, López  logró maniobrar haciendo aterrizar el helicóptero en un sitio distante de lugares habitados.

El predio baldío donde se produjo el aterrizaje  tiene una extensión de aproximadamente una manzana de tierra y está a unos 50 metros de las viviendas.

Streber dijo que la aeronave estaba realizando un vuelo planificado y que la causa del accidente está en investigación y que la misma tiene como parte fundamental el relato que brinde el piloto a las autoridades.

José Moncada Lau, directivo de la empresa Fly VIPH, dueña del helicóptero dijo al canal 100% Noticias, que lo sucedido es un accidente que nadie desea, agregando que la aeronave fue alquilada para hacer imágenes de televisión de la ciudad (Managua) desde el aire.

El helicóptero modelo  Robinson R44 quedó totalmente destruido y una de las aspas de la elite fue robada por desconocidos que llegaron al lugar de la tragedia antes que las autoridades.

Te interesa: Estos son los accidentes aéreos más sonados en Nicaragua

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus