•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Arthur Sulzberger y Dean Baquet, editores de The New York Times, publicaron una carta abierta a los lectores de ese diario comprometiéndose a reflexionar  sobre su cobertura de las elecciones presidenciales de Estados Unidos y volver a informar “sobre Estados Unidos y el mundo” con honestidad.

“Después de una elección tan errática e impredecible, hay preguntas inevitables: ¿La poca convencionalidad de Donald Trump nos llevó a nosotros y a otros medios de comunicación a subestimar su campaña e ignorar el creciente apoyo entre los votantes americanos?”, plantean en la misiva.

El presidente electo Donald Trump acusó en varias ocasiones al New York Times, y a otros importantes medios, como Washington Post, Boston Globe, CNN, CNBC, ABC, CBS y NBC, de realizar una cobertura deshonesta de la campaña electoral y mostrar un fuerte sesgo a favor de Hillary Clinton. A ella se la mostraba como segura vencedora y a él como una amenaza.

El triunfo de Trump ha provocado una crisis en los grandes medios de comunicación que apoyaron a la candidata demócrata Hillary Clinton. De acuerdo con el artículo de Pablo Boczkowski titulado “Los diarios con Hillary, los fans con Trump”, publicado en la revista Anfibia, durante la campaña presidencial Hillary Clinton recibió el apoyo de 229 diarios y 131 semanarios. Trump apenas tuvo el aval de 13 medios.

Donald Trump estuvo muy activo en Twitter ayer, pese a que había prometido moderar su uso de la red social, y criticó duramente al diario The New York Times (NYT).

“NYT escribió una disculpa por la mala cobertura durante la campaña electoral ¿Me pregunto si cambiará? Lo dudo", escribió. Agregó que el diario “está perdiendo miles de suscriptores debido a su cobertura muy pobre y muy imprecisa del ´fenómeno Trump´”.

El NYT respondió cinco horas más tarde diciendo que “estamos orgullosos de nuestra cobertura de elecciones y continuaremos teniendo poder para rendir cuentas".

CASO JORGE RAMOS

La carta de NYT coincide con la que escribió la periodista y presentadora de televisión peruana radicada en Estados Unidos, Patricia Arbulú, en la que pidió al periodista Jorge Ramos renunciar a la cadena Univisión.

“Quiero ser franca y honesta contigo al responsabilizarte, en parte, por esta situación que estamos viviendo los latinos de esta nación. Tú y tu canal tienen una enorme responsabilidad, presentando al candidato republicano como el diablo que venía a llevarnos al infierno. No era tan sencillo darse cuenta que estas acciones solo reivindicaban y engrandecían la imagen de alguien tan nefasto, por el momento, para ser presidente de este país. ¿Era necesario tenerlo presente como el malvado de la película creando un rol protagónico para él?”, cuestionó la periodista a través de Facebook.

Jorge Ramos, después de meses de hacer campaña política a favor de Hillary Clinton, admitió un día después de las elecciones estadounidenses que se equivocó. “Como periodistas nos equivocamos al no ver el resentimiento que existe, al creer en las encuestas y en no hacer antes preguntas más duras”, escribió en su cuenta de Twitter.

El diario The Washington Post también fue vetado de algunas comparecencias de Trump durante su campaña y las medidas endurecieron en octubre cuando el diario publicó un video donde el entonces candidato republicano hacía comentarios negativos sobre varias mujeres y presumiendo sobre el supuesto poder que su fama le da para seducir al sexo femenino.

Lea: Dos mujeres denuncian a The New York Times que Trump se sobrepasó con ellas

El exredactor de The New York Times, Michael Goodwin, escribió en su columna del diario New York Post sobre la mala cobertura de la prensa en general, que según dijo falló en identificar a los simpatizantes de Trump.

“La prensa se encargó de demonizar a Trump de principio a fin y falló en darse cuenta lo que él planeaba. En el papel los votantes de Trump eran a una turba de racistas y homofóbicos. No tuvimos ni la más mínima idea de lo que ocurría en las vidas de los americanos que eligieron al nuevo presidente de los Estados Unidos", concluyó Goodwin en su columna.

LECCIONES

Las críticas que hoy llueven sobre importantes medios de comunicación en Estados Unidos, que se parcializaron en la cobertura de las elecciones, ofrecen lecciones para otros países del continente donde algunos medios tienden a hacer más propaganda que cobertura informativa profesional.

En el caso de Nicaragua, El Nuevo Diario ha tratado de ser cuidadoso en la cobertura política, ajustándose a hechos antes que a discursos, comentó su subdirector, Douglas Carcache.

“Es importante reflexionar sobre lo que ha pasado con los periódicos y las televisoras en Estados Unidos, porque una cosa es lo que los directores o dueños de medios desean que ocurra y otra lo que la gente piensa y decide. Si solo nos dejamos llevar por lo que dicen los políticos, sin escuchar a la gente común y corriente, y sin constatar lo que nos dicen, podemos equivocarnos al informar. Lo mejor es mostrar hechos y que cada quien se forme una opinión con información balanceada”, dijo Carcache.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus