•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Más de cuatro millones de registros de nacimiento, certificados de matrimonio, certificados de divorcio y registros de defunción de ciudadanos nicaragüenses están disponibles en línea, de forma gratuita y se pueden copiar, imprimir o compartir desde el portal web FamilySearch, propiedad de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. 

La plataforma, que afirma ser “la organización genealógica más grande del mundo”, tiene disponibles exactamente 4,447,170 archivos de nicaragüenses nacidos entre 1809 y 2013.

Aunque este sitio web sostiene que tiene datos de personas fallecidas solamente, este no es el caso en Nicaragua. Basta con ingresar los dos nombres y apellidos de una persona viva, y es muy probable que se localicen estos registros. 

Según el abogado Ramón Rodríguez es necesario tener presentes los límites que establece la Constitución Política en su artículo 26, numeral 3, según el cual toda persona tiene derecho “a conocer toda información que sobre ella se haya registrado en las entidades de naturaleza privada y pública, así como el derecho de saber por qué y con qué finalidad se tiene esa información”. Una foto disponible en sitio web.

Por lo que a juicio su juicio, la Ley de Protección de Datos Personales, Ley 787, ordena la importancia del consentimiento libre, específico e informado que debe otorgar la propia persona titular de los datos, especialmente si estos son sensibles y “al no existir tal consentimiento, el titular podría ejercer el derecho a la cancelación o supresión de los datos”. 

“Nos esmeramos por recopilar, utilizar y dar a conocer datos personales de modo tal que se cumpla con las leyes de los países en los que recopilamos información personal”, afirma FamilySearch dentro de sus políticas de privacidad, cuya sede central se encuentra en Estados Unidos.

Según la información disponible en línea, la página fue creada para que las personas descubran información de sus antepasados y logren crear su  árbol genealógico. 

Te puede interesar: Aprueban facilitar entrega de actas de nacimiento

Este buscador, que almacena datos de más de 4,000 millones de personas de todas partes del mundo, “es propiedad y es administrado por la Corporación del Presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días”, describe el sitio. 

Árbol genealógico

Fanny Rivera, integrante de la comunidad religiosa en Nicaragua y quien atiende en las oficinas administrativas de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, ubicada en Ofiplaza El Retiro, en Managua, aseguró que el sitio web tiene como objetivo principal conocer la genealogía de quienes accedan al sitio. 

“Nosotros no lo usamos con el fin de algo malo, es única y exclusivamente para las personas que ya fallecieron o para conocer más acerca de nuestras familias”, aseguró Rivera.

Esta denominación religiosa alberga la creencia de los “bautismos de fallecidos”, es decir, que aunque las personas hayan muerto pueden alcanzar la salvación y sus familiares pueden colaborar en el proceso, describe Rivera. 

Algunos de los datos colgados en el sitio web fueron brindados directamente por miembros activos de la iglesia, quienes brindaron esta información al momento de integrarse a las actividades religiosas.

“Yo lleno mi cuadro con personas vivas y personas muertas, pero nuestro principal objetivo son las personas que ya fallecieron, por lo que hacemos por ellos. Pero para conocer más de nuestros familiares, lo que hacemos es unir la información”, dijo Rivera.

Las fotos de actas de nacimiento, defunción y matrimonio que se encuentran en el sitio web, se tomaron con el permiso de las alcaldías, aseguró Rivera.

Rivera también dijo que la información no se encuentra a disposición de cualquier persona que acceda a internet, porque para ingresar a la base de datos es necesario registrarse en el mismo y dar el consentimiento de utilizar la información en la página cuando acepta los términos de uso y política de privacidad de FamilySearch.

Además: Los nicas, tolerantes a las religiones y a los inmigrantes

Rivera descartó la posibilidad de que los misioneros que visitan a las personas en sus hogares tengan que ver con la recopilación de datos. 

El Nuevo Diario envió un correo a José Maravilla, representante de la organización religiosa a nivel nacional, sin embargo no lo contestó. 

Según una noticia publicada en el diario El País de España el 8 de mayo de 2003, en 1894 la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días constituyó la Sociedad Genealógica de Utah; en 1938 compró la primera cámara de microfilmación de registros. “A principios de la década de 1960 la Iglesia contrató expertos en computación y compró el primer ordenador. Desde entonces, el trabajo es imparable”, dice el artículo.

Sobre las políticas de privacidad de la página

Normas• Bajo la pestaña de Derechos y usos de información de FamilySearch se expone que cuando el usuario accede a registrar una cuenta en el sitio se compromete a respetar las normas impuestas por el servidor, entre las que se encuentran: no utilizar la información para uso comercial, difamación o para crear una base de datos en otra página web.

Así la organización se deslinda de las consecuencias del mal uso de la información ahí registrada, y explica al usuario que la responsabilidad de cualquier acción no autorizada recaerá sobre el usuario que acepta los términos del sitio al crear la cuenta. 

Aunque no se detalla si obtuvieron permisos de las autoridades en los países donde viven quienes aparecen registrados, si se especifica que en Japón no está autorizado el uso libre de la información registrada.  

“En algunos casos, y estando sujetos legalmente a las medidas y controles necesarios, podemos permitir el acceso limitado a los miembros de la Iglesia especialmente autorizados y registrados en Japón”, recita la política expuesta en la página.

Además: Mormones de Nicaragua: “Sólo tenemos una mujer”

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus