•   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las ruinas históricas de León Viejo, la primera ciudad fundada por los españoles en Nicaragua, en 1524, cumplió hoy 50 años de ser redescubierta durante una investigación arqueológica liderada por la estatal Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN).

León Viejo, situada al extremo noroeste del Lago de Managua o Xolotlán, fue fundada el 15 de junio de 1524 por el conquistador español Francisco Hernández de Córdoba, quien murió decapitado en la Plaza Mayor de esa ciudad dos años más tarde.

La ciudad, ubicada frente al volcán Momotombo, ahora pertenece al municipio de La Paz Centro, departamento de León.

Lea más: Así descubrieron León Viejo

Al año siguiente de ser redescubierta, se iniciaron las excavaciones y se encontraron vestigios históricos con trazados similares a ciudades de Hispanoamérica de esa época, de acuerdo con el Instituto Nicaragüense de Cultura (INC).

Entre esos hallazgos arqueológicos está una catedral, donde fueron enterrados y encontrados tres obispos españoles, una plaza mayor, donde decapitaron a Hernández de Córdoba, además de cabildos, conventos y casas de personalidades importantes de la época.

Monumento en honor a 18 indígenas guerreros que murieron por los perros adiestrados por los españoles. EFE/END León Viejo, ya colonizada, fue abandonada por todos sus habitantes en 1610 debido a sus dificultades socio-económicas y por los constantes sismos causados por el vecino volcán Momotombo, que expulsaba cenizas, arena y lava que poco a poco fueron destruyendo a la ciudad “Hoy estamos conmemorando 50 años.

Además: 400 años del abandono de León Viejo

Para nosotros es un momento importante, porque en estos 50 años podemos entregarle al pueblo nicaragüense un sitio con más y mejores condiciones”, declaró el codirector del INC, Luis Morales, durante una ceremonia.

De momento, arqueólogos y arquitectos han encontrado más de 20 estructuras coloniales, en un perímetro de 22.56 hectáreas que han sido cuidadosamente conservadas y mostradas al público, a través de guías locales.

“Para el Comité del Patrimonio Mundial (de la Unesco), las ruinas de León Viejo son un testimonio excepcional de los primeros asentamientos europeos en el Nuevo Mundo”, explicó el secretario de la comisión nicaragüense de cooperación con la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), Miguel de Castilla, durante su discurso.

El parque histórico dispone de un fondo anual de 33,557 dólares para su mantenimiento y mensualmente recibe la visita de unas 2,000 personas, cifra que aumenta en vacaciones.

Además se han construido dos museos, uno sobre el arte precolombino y otro sobre la historia colonial en Nicaragua, indicó Morales.

Actualmente, el INC tiene personal especializado en arqueología y arquitectura trabajando en una investigación histórica para continuar con más hallazgos.

En la ceremonia de aniversario estuvo presente el embajador de España en Nicaragua, Rafael Garranzo, quien recibió un reconocimiento por el apoyo español a la conservación de las ruinas de León Viejo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus