Secciones
Multimedia
TEMA DEL DÍA

Cacao del Triángulo Minero llega a Alemania

Foto por: Gilberto Ariel Artola

Cacao en proceso de secado en el centro de acopio de coomuvemar en la comunidad el limón 2.

Reinvención. Productores de una comunidad de Siuna se han unido para hacer un acopio de cacao, grano que luego es exportado a Alemania. Se espera que en octubre estén certificados.

Frente al cerro Saslaya, en la zona núcleo de Bosawás, se ubica un caserío. Es la comunidad El Limón 2, a la que en invierno se llega luego de navegar dos horas sobre el río Wany o  a pie entre caminos fangosos, durante cuatro largas horas. Aquí habitan 80 familias, la mayoría dedicadas a la siembra de cacao. 

Once años atrás la producción era sacada sobre bestias y demoraba seis horas. Esta situación los obligó a crear dos cooperativas que hoy acopian la producción de esta comunidad y de otras más remotas. Se espera que en octubre todos los productores cosechen cacao certificado. 

Un total de 215 productores de la zona venden su producción en baba a los dos centros de acopio, que actualmente operan en la comunidad, uno de ellos es el de la Cooperativa 29 de marzo (Coomuvemar). 

Según Jaume Martorell Mir, gerente de Centro de Acopio de Cacao de la empresa Ritter Sport Nicaragua —principal mercado de las cooperativas cacaoteras del Triángulo Minero— de las 21 con que trabajan, la Coomuvemar vendió su producto con calidad A. 
Ritter Sport es una empresa fabricante de chocolates de origen alemán. Además del acopio de materia prima, en Nicaragua tiene plantaciones propias con una extensión de 720 hectáreas. 

“Las cooperativas están haciendo un gran esfuerzo, acompañados de proyectos que están en la zona y del equipo técnico de Ritter Sport. Esperamos que para octubre estás cooperativas estén certificadas”, afirma Jaume Martorell Mir.

Para el ciclo agrícola 2017-2018,   las plantaciones de cacao ascenderán a 18.5 miles de manzanas, con rendimiento promedio de 9 quintales por manzana y una producción equivalente a 121.5 miles de quintales, según el Plan de Producción y Consumo y Comercio 2017-2018.

Las exportaciones de cacao proyectadas para este período ascenderán a US$6.8 millones por la venta de 90.8 miles de quintales.

La calidad

El responsable del centro de acopio de la Cooperativa 29 de marzo es Reynaldo del Socorro García Herrera.

 “Hay que saber seleccionar la buena calidad de cacao y luego identificar las condiciones del tiempo para así realizar el proceso del fermentado, es lo que nosotros hacemos aquí,” detalla García Herrera, quien afirma que desde que incursionó en la producción de cacao su condición de vida ha mejorado. 

Con él trabaja Amadeo Solórzano Herrera, presidente fundador de la cooperativa, quien recuerda que un 29 de marzo de 2006, se organizaron para gestionar proyectos en beneficio de la comunidad.

“Así fue que llegaron proyectos de cacao. Inició la siembra en 2006, antes solo se producían granos básicos y se tumbaban decenas de bosque para producir granos”, recuerda.

Mejoran condiciones de vida

Después de 11 años reconoce que ha cambiado la vida en esta pequeña comunidad. Según él, con el cacao se han superado. “Hoy lo vendemos en nuestra comunidad, ahorramos tiempo; y con lo que sacamos sobrevivimos mejor, estamos viendo que ahora tenemos acceso a mejores condiciones que con los granos no hubiéramos alcanzado”, asegura.

“Nosotros solo trabajábamos con el maíz, los frijoles y el arroz, pero eso no nos daba porque realmente tiene un costo muy grande, sumado a eso, sacarlo hasta la comunidad El Hormiguero para algunos productores demoraba todo un día de camino y al sacar la relación del costo de producción y venta nos dimos cuenta que perdíamos”, relata. 

Orlando Gadea llegó hace 19 años al Limón 2 y recuerda las decenas de hectáreas de bosque se tumbaban para  sembrar los granos básicos, principalmente el arroz, frijoles y maíz. 

El rendimiento de su producción en este 2017,  ha sido buena, en su plantación ha tenido un redimiendo de unos 180 - 200 quintales por acopio quincenal.

Gadea considera que la producción ha mejorado porque han sido capacitados en distintos aspectos a través del Programa Mejoramiento de las Capacidades Organizativas y Productivas de los Productores y Productoras de cacao en el Triángulo Minero (Procacao), el cual busca mejorar los ingresos de las familias y generar empleos utilizando el cacao como fuente principal y crear la cultura en sistema agroforestal sostenible, promoviendo la equidad de género en el Triángulo Minero.

Este proyecto es ejecutado por el Ministerio de Economía Familiar Comunitaria, Cooperativa y Asociativa (Mefcca), acompañado por la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (Onudi) y es financiado por la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (Cosude), con un monto de US$4.2 millones.

Mejor que el ganado

Antonio Orozco Herrera es uno de los productores que tiene mejor rendimiento en sus parcelas de cacao, de acuerdo con los técnicos de la Onudi, con un rendimiento promedio de 44 quintales secos, es decir, listos para ser exportados— al año, por manzana.

“Antes nosotros nos enfocábamos en la producción de granos básicos, pero entraron a la zona proyectos, fue en el 2007, con las que iniciamos a poner las primeras plantaciones que son las que estamos produciendo y hemos visto el cambio, hoy tenemos un buen rendimiento en producción, en mi caso yo tengo rendimiento de hasta 18 quintales en baba al mes”, detalla.
El productor destaca que en los primeros cuatro meses ha entregado 52 quintales al centro de acopio de Coomuvemar. “Esto me anima a seguir y mantener bien cuidadas mis plantaciones y sembrando más”, comenta. 

Agrega que hoy los productores de esta zona están enfocados en las plantaciones de cacao “porque vemos que hay un buen rendimiento y nos deja buenos beneficios económicos para el sostén de la familia”.

“Es un rubro cuyo precio está por encima de los otros, además vemos que no tenemos que andar extendiéndonos en tierra como con el ganado, que debes ir haciendo potreros, esto es también una alternativa de una convivencia armónica con el medio ambiente”, enfatiza.

Jadder Lewis Mendoza, especialista en pueblos indígenas y desarrollo, sostiene que estos cultivos protegen la cobertura del suelo, evitan de alguna manera la erosión y degradación de cuerpos de agua, pero su valor funcional ecosistémico de riqueza de especies y la estructura del bosque se ve alterada, por lo que sugiere que “debe ordenarse bien la reserva y ver dónde es factible desarrollar estas prácticas productivas y dónde es estratégico mantener la protección de los ecosistemas”.

Cooperativas con proyección de duplicar producción 

Calidad•  Pedro Antonio Matey, presidente de la Cooperativa Multisectorial 29 de marzo, (Coomuvemar) explica que entre las proyecciones que tienen está aumentar la producción en relación con el año 2016 manteniendo la calidad A.

Matey destacó que también han aumentado el número de productores aliados, lo que garantiza el aumento de producción de exportación, por lo que esperan aumentar de 25 toneladas a 35 toneladas en 2017.

Francisco Antonio Benavidez García es el presidente de la Cooperativa Multisectorial Bendición del Dios Viviente, y destaca que “muchos productores han venido saliendo de la pobreza con el rubro cacao”.

En la temporada alta en promedio cada acopio paga 1.5 millones de córdobas a los productores locales, en la compra de cacao en baba. 

Antes de crear las dos cooperativas,  los productores vendían el producto al centro de acopio de la Cooperativa Multisectorial Copesiuna.