•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Gobierno decretó ayer la alerta máxima para el departamento de Managua debido a las severas afectaciones provocadas por la lluvia de casi cuatro horas que cayó sobre la capital el jueves por la noche y que dejó a 13,865 personas afectadas y más de 2 mil viviendas anegadas.

En conferencia de prensa, Guillermo González, codirector del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred), dio a conocer  el decreto 01-2015 en el que se establece la medida para la capital.

“Como consecuencia de las intensas lluvias ocurridas desde el 2 de junio, las que se produjeron con mayor intensidad el día 11 del presente mes, se han visto afectados una buena parte de barrios, comunidades y municipios del departamento de Managua, así como la infraestructura de comunicación, transporte y prestación de servicios básicos a la población”, leyó González en la parte introductoria del decreto.

Medidas de respuesta

Y a renglón seguido agregó que “los pronósticos del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), señalan que las lluvias podrían continuar en las próximas horas o días, lo que podría agravar aún más la situación, razón por la cual se declara el estado de alerta roja en todos los municipios del departamento de Managua”.

González explicó que al tomarse esta medida se busca que el Sinapred, a través de sus distintas coordinaciones municipales del departamento, pueda desarrollar medidas que den respuesta para atender y salvaguardar la vida e integridad de la población, de acuerdo a los escenarios en los que se encuentran los territorios potencialmente afectados.

Recuento de daños

Por su parte, la portavoz gubernamental, Rosario Murillo, presentó un informe pormenorizado sobre las principales afectaciones ocurridas en la capital, lo que catalogó como un “motivo de preocupación para todos, ya que Managua es vulnerable ante sismos, sequía y lluvias”.

De acuerdo con Murillo, las lluvias de este jueves dejaron como resultado en la capital 90 barrios perjudicados, un total de 2,521 viviendas afectadas, de ese total, 2,487 casas fueron anegadas, siete semidestruidas, cuatro destruidas y 23 en riesgo de derrumbe.

Añadió que las lluvias también cobraron la vida de un niño de 11 años habitante del barrio Blanca Segovia, quien fue arrastrado por la corriente de un cauce cercano a su casa.

Precisamente al Oeste de la ciudad, en el proyecto urbanístico conocido como Casas para el Pueblo, un total de 25 viviendas resultaron afectadas, a las cuales hay que darles una solución permanente.

  • Argumentó que 10 de estas familias han sido trasladadas a albergues y 82 están en proceso de evacuación transitoria.

“En total son 13,825 personas las afectadas en las últimas 24 horas, de las cuales 10,082 están en proceso de evacuación”, refirió Murillo.

Señaló además, que otros municipios del departamento que fueron afectados por las lluvias son Tipitapa, Ciudad Sandino, Ticuantepe y afectaciones parciales en los hospitales “Manolo Morales”, “La Mascota” y el hospital primario del municipio de San Francisco Libre.

Clases se mantienen

La titular del Ministerio de Educación, Miriam Ráudez, explicó que aunque se decretó la alerta en el departamento de Managua, las clases se mantendrán ininterrumpidamente.

No obstante, se conoció que La Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN), Managua, suspendió sus clases desde ayer hasta hoy sábado, mientras que la Universidad Politécnica de Nicaragua (Upoli), las suspendió hasta mañana domingo.

Por su parte, la Universidad Centroamericana (UCA), las suspendió solo por el día de ayer, y el Centro Cultural Nicaragüense Norteamericano (CCNN), suspendió sus clases durante todo el fin de semana y las reanudará el lunes.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus