•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Tomarse una buena taza de café en compañía de un amigo, un familiar o un buen libro, es una práctica que cada vez más capitalinos tratan de convertirla en costumbre al visitar las cafeterías de la ciudad.

Existen diversas opciones de cafeterías y restaurantes en Managua que sirven esta aromática y gustosa bebida. ¿Qué hacen para atraer a sus clientes?

Siempre ha existido una química entre la lectura y un buen café y bajo ese concepto se creó hace dos años Molino Coffee Shop, en la librería Hispamer, un espacio donde se puede vivir la experiencia de leer un libro acompañado de una deliciosa taza de café caliente o frío, pues los consumidores pueden tomar prestado un libro, con solo presentar la cédula de identidad.

El grano de esta cafetería proviene de la finca Selva Negra, en Matagalpa, al cual se le conoce con el nombre de “café, sol y agua”, se trata de una mezcla compuesta por tres variedades de café: pacamara, maragogype y caturra. “Es un café que proporciona acidez, cuerpo y dulzura en la taza”, asegura el barista Guillermo López, quien confirma que los clientes prefieren más los cafés americanos y expresos.

Variedad e innovación

Eliana Zavala, responsable de mercadeo de Café Las Flores, ubicado sobre Carretera a Masaya, cuenta que venden un café conocido como Grandes Cosechas, que proviene de “una selección de los mejores granos en los departamentos de Matagalpa y Jinotega, cuyas variedades son arábiga, caturra, catuaí y sarchimor.

También ofrecen un café certificado por la organización Rainforest Alliance. “Es un café de origen único, de la finca El Progreso, en el volcán Mombacho”, aseguró Zavala.

Según Zavala, Café Las Flores se caracteriza por la innovación. En estos días incorporan a sus cafés servidos el Café Las Flores Premium Micro Lote Marsellesa Miel, que se caracteriza por cosecharse a una altura de entre 950 y 1,150 metros sobre el nivel del mar y es seleccionado cuidadosamente de un microlote de cantidad limitada de la finca La Virgen, de El Tuma-La Dalia, Matagalpa.

También disponen del Café Gourmet Flor de Caña, que surge al combinar café Grandes Cosechas y Ron Centenario 18 Flor de Caña. “Al sumergirse el café en el ron, absorbe su sabor”, explicó Zavala.

Actualmente Café Las Flores ya cuenta con un servicio de Autocafé, en tres de sus cafeterías.

Esencia de mujer

Otro negocio de café en Managua que abrió hace unos seis meses es Cortadito. “Es un café que huele bastante bien y tiene un sabor achocolatado. Estamos adquiriendo clientes y hasta el momento nos ha ido bien”, dice su barista Kenia Ortega.

El café de Cortadito proviene de la finca Las Marías, que se presenta en sus redes sociales como un “café con esencia de mujer”. Este grano se cultiva en las montañas de Jinotega y también cuenta con la certificación de Rainforest Alliance, UTZ y Café Practices.

Otra cafetería para degustar el grano de oro es Café Mama Quilla, que vende un café producido en la hacienda Monimbó, en la comarca El Arenal (Matagalpa), también certificado por Rain Forest Alliance, UTZ y Café Practices.

Crece consumo de café

La presencia de extranjeros en el país, el regreso de nicaragüenses que han vivido en el exterior, el surgimiento de cafeterías con cafés de mayor calidad y el crecimiento del poder adquisitivo de algunos segmentos de la población estaría permitiendo que crezcan los adeptos del buen café en Nicaragua.

Aunque no existen estudios sobre el consumo de café en el país, es probable que este haya crecido considerablemente en los últimos años paralelo al crecimiento de la calidad del grano, considera Edwin Ruiz, director ejecutivo de la Asociación de Cafés Especiales de Nicaragua (ACEN).

Guillermo López es un joven barista que ha trabajado en otros negocios de cafés antes de llegar a Molino Coffee Shop y, por su vinculación al negocio, afirma que “hay más cultura del café en Nicaragua”.

“Los asiáticos son los clientes extranjeros más fieles. Cada vez vemos más consumidores de café y van conociendo nuestros productos, saben más de la calidad del grano y eso es lo bonito”, consideró un supervisor de la Casa del Café en Altamira.

  • 2.2 millones de quintales de café se producen en promedio en Nicaragua, de los cuales se exporta un 80%, mientras solo el 20% se consume en el país.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus