•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La recolección de residuos sólidos para reciclaje es una de las soluciones que podría ayudar a Managua y otras ciudades a librarse de toneladas de desperdicios que producen diariamente. Esto, a la vez, permitiría obtener ingresos, explicó el presidente nacional de la Red de Emprendedores Nicaragüenses del Reciclaje (Rednica), David Narváez. 

Narváez señala que según datos del Banco Central de Nicaragua, entre enero y agosto se exportó US$35.9 millones en material reciclable.

“Estamos perdiendo mucho a pesar del crecimiento del sector. En 1995 a nivel nacional había 749 recolectores en las calles, actualmente son 13,507, de los cuales en la capital hay 3,000”, precisó Narváez.

A su criterio, otro problema es la falta de selección de los materiales.

Indicó que la mezcla de materiales no solo es un problema de salud para los recolectores, sino quen también afecta la calidad del material reciclable, por tanto se necesita impulsar una cultura  nacional al respecto, tal como ocurre en Colombia.

El representante de la Iniciativa Regional para el Reciclaje Inclusivo, Ricardo Valencia, de origen colombiano, dijo que en particular el papel y el cartón son muy vulnerables a la contaminación por la mezcla de materiales, y en eso radica la importancia de separar los residuos orgánicos e inorgánicos.

“Es la manera de evitar la contaminación de materiales y dignificar el trabajo de los recicladores. Recordemos que incluso hay lo que se conoce como residuos especiales, por su alta peligrosidad, como el polvillo de las bujías y candelas fosforescentes, que tienen un proceso de tratamiento para eliminar su toxicidad; si no existe la tecnología para eliminar su toxicidad se deben implementar técnicas para la disposición final de esos residuos”, comentó Valencia.

Por otra parte, el reciclaje en las empresas debe impulsarse con mayor fuerza, según el director ejecutivo de la Unión Nicaragüense para la Responsabilidad Social Empresarial (UniRSE), Matthias Dietrich. 

“Para mí, no estamos hablando de basura ni de desecho, sino de materia prima que no aprovechamos en Nicaragua, y luego decimos que somos un país pobre. El reciclaje o la reutilización de materiales reduce el gasto energético y de otros rubros en las empresas, haciéndolas más eficientes”, dijo el presidente de UniRSE.

Indicó que hay una política nacional para transformar a Nicaragua en un punto de referencia del turismo, pero ¿qué pasa si ese turismo que viene, ve en las calles las bolsas plásticas, latas o bolsas que tiran desde un bus?", cuestionó.

“Tenemos que empezar un proceso de educación en la familia, en la educación infantil y que se juegue un proceso constante y duradero. Hablamos que a futuro esto creará un cambio positivo en el país”, dijo Dietrich.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus