•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Aunque en el Instituto Público Alfonso Cortés el proceso de matrículas se desarrolla con normalidad, debido a la construcción del paso a desnivel en Las Piedrecitas, los estudiantes del turno matutino iniciarán el año escolar 2017 en las instalaciones del colegio Ramírez Goyena. En tanto, los escolares del turno vespertino lo harán en el colegio Carlos Fonseca.

“Fue una decisión que se tomó en consenso, padres de familia, maestros, delegado departamental y de distrito, que por condiciones y por aumento de la población estudiantil tendremos que trasladarnos al instituto Ramírez Goyena, que en el Distrito II es el único que presta las condiciones para albergar a una población escolar de más de 300 estudiantes, como es  el caso de nosotros”, informó Ericka Pérez, subdirectora del turno matutino del colegio.

El Instituto está ubicado a un costado de donde fue la entrada principal al emblemático parque Las Piedrecitas. Atiende la secundaria completa y tiene una población que sobrepasa los 500 estudiantes en ambos turnos.

“Sí hay alguna molestia de padres que quizá de generación en generación han estudiado en este sitio, pero la gran mayoría han entendido y están claros de la necesidad del proyecto en esta zona”, mencionó Pérez.

La subdirectora explicó además que los 316 estudiantes del turno matutino estarán trasladándose al Instituto Ramírez Goyena, no así los más de 200 alumnos que estudian durante la tarde, los cuales iniciarán sus clases en las instalaciones del colegio Carlos Fonseca, ubicado en Batahola.

“El turno vespertino se va a desarrollar en el Carlos Fonseca de Batahola Norte, nuestra primera idea es que estuviéramos todos, tanto matutino como vespertino en ese colegio, pero el problema es que este no presta las condiciones para albergarnos a todos y dado que en nuestro turno vespertino hay menores estudiantes, entonces se pueden acomodar en un espacio menor”, agregó Pérez.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus