•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La ampliación de la pista Juan Pablo II con todos los elementos modernos que se requieren para una evidente mejora del tráfico están proyectadas para  desarrollarse a finales de este año, y se considera que estarán terminadas en tres años, según la Alcaldía de Managua.

La obra en total son prácticamente 10 kilómetros de distancia desde el 7 Sur hasta los semáforos de Plásticos Modernos, donde se une con carretera Norte. 

La obra que se construirá en concreto hidráulico consta de cinco rotondas que cambiarán no solo la imagen de esta carretera, sino también la facilidad para recorrer esta transitada vía, por la cual circulan a diario un promedio de 51,529 vehículos, según los estudios para el proyecto.

Otros elementos son 10 carriles vehiculares, seis de estos son centrales, que incluirán una vía solo para buses que tendrán 17 bahías, y a cada lado de la vía principal habrá marginales de dos carriles. A eso se agregará ciclovías bidireccionales de tres metros de ancho que recorrerán la pista por toda su trayectoria, incentivando a las personas a movilizarse en bicicleta. Contará en total de seis puentes peatonales.

Según el ingeniero vial Armando Izabá, tras observar el video del diseño original de Corea y Asociados, S.A., lo interesante son las diferentes opciones que toman para las nuevas construcciones que se desarrollarán por etapas.

Inicio

La carretera partirá desde el paso a desnivel del 7 Sur, que estará listo en 2018, con un diseño urbanístico que incluyen arboledas y jardines de espacios públicos.

Como las paradas de buses estarán al centro de la pista, un área de un metro de alto que evitará que las personas se cruce la vía. Así que se podrá acceder a las bahías únicamente por puentes peatonales, que tendrán rampas, descansos y no habrá gradas por lo que las personas con discapacidad podrán acceder a estas sin mayor esfuerzo.

“Estos diseños serán similares al puente peatonal que había frente al hospital Roberto Huembes, el único puente peatonal en Managua que se hizo para personas con discapacidad. Aunque habrá que caminar toda la rampa para llegar a las paradas, lo bueno es que la altura que separa al área central con la carretera es pronunciada, además también habrá una barda, por lo que se obligará a subir por el puente peatonal”, señala Izabá.

La primera parada de bus estará a 290 metros de lo que conocemos como el 7 Sur y el primer puente peatonal estará a 100 metros del Banco Central de Nicaragua. 

Pasos a desnivel

Lo que es hoy la rotonda del Periodista habrá un paso deprimido, o sea, un cruce bajo similar a la rotonda de la Centroamérica. En este caso en el nivel superior se moverá el tráfico de la pista Naciones Unidas, teniendo a los costados al barrio 380 y la colonia del Periodista.

Pronto está el paso a desnivel de ENEL central, que constará de dos rampas elevadas que finalizará en la entrada de la Universidad Centroamericana y abajo habrá una rotonda. Un diseño similar al desarrollado en Rubenia.

En la actual rotonda Santo Domingo habrá un paso elevado y si bien solo se moverá la estatua de Cristo Rey, se desconoce dónde se instalará el poste del “palo encebado”, que es parte de las tradiciones religiosas agostinas.

En la intersección de El Dorado, los cauces estarán recubiertos, así el cauce Oriental fluirá como un canal cerrado, permitiendo sobre este la instalación de ciclovía y espacios peatonales. Mientras la intersección en el barrio El Edén será controlada por semáforos, igual que el en cruce de Larreynaga, siguiendo la vía hasta el cruce de Plásticos Modernos, donde habrá una rotonda baja y un pasos elevados vehiculares de este a oeste sobre la Panamericana Norte.

“De desarrollarse según los diseños originales será espectacular, sin embargo, seguro que habrá sus cambios y esto está regido por las nuevas propuestas que reduzcan las afectaciones a viviendas y negocios que están a lo largo de la pista”, dijo Izabá.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus