•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Centenares de casos y pruebas hay que nos relatan los perversos y morbosos pensamientos de los hombres que no tienen razonamiento alguno o quién sabe qué les pasa por la cabeza y que no presentan el debido respeto hacia las mujeres en nuestro país, desde casos de acoso y acusaciones, hasta violaciones y muertes.

Varias organizaciones existen acá que ayudan a las mujeres en estas situaciones, pero no siempre estas pueden ayudarlas, si las mujeres tampoco ponen de su parte.

A como se ha dicho en protestas de este tipo, no solo en Nicaragua, sino también en otros países, la forma en cómo se vista una mujer no significa que quiere que opinen de ella de mala manera, o como se dice comúnmente, que la piropeen. Cientos de mujeres han sido partícipes de estos relatos de acoso sexual en el transporte urbano colectivo y selectivo, y que todos sabemos que estos estarán presentes en ellas toda la vida.

Casi semanalmente se dan estos casos y supongo yo que en algunas situaciones es culpa de la mujer también, porque como ser humano tenemos la capacidad de pensar, razonar y reflexionar sobre los problemas de nuestras vidas. Sin embargo, en ciertos casos las mujeres tienden a quedarse calladas, o porque están ‘’enamoradas’’ del hombre o porque el hombre las amenaza de muerte si dicen una sola palabra, pero de igual forma no se les puede culpar por ser como son, por ser engañadas o por simplemente ser amables.

Es triste ver estos casos en las noticias y diarios, porque a pesar de todos los hechos que nos dicen acerca del país que va progresando económica y socialmente, se contradicen, porque cuando quizás la noticia está siendo publicada, algunos de estos actos están pasando por el clímax al mismo tiempo. Entonces, esto nos estanca más en el agujero de la falta de práctica de valores y humanismo.

Las mujeres, al igual que el hombre, tienen los mismos derechos y condiciones, aunque no se cumplan en su totalidad, esto no es motivo para que ciertos hombres provoquen estos conflictos, que pareciera que no fueran tan importantes por lo seguido que pasan, pero sí lo son.

Me temo que todo esto viene por parte del menosprecio que se les daba a las mujeres tiempo atrás, cuando existían las haciendas cafetaleras en nuestro país y tenían que firmar contratos para hacer los quehaceres del hogar, además de cultivar el café solo para poder sobrevivir, como cuenta la historia. Entonces sería así una cadena que ha venido todo este tiempo creando problemas sociales, pero no estoy tan seguro de eso.

Todo tiene su causa y su efecto, pero en estos casos algunos no tienen causa. Solo les invito a que reflexionemos sobre esto, y si alguna vez vemos un caso parecido, por favor ayudemos porque de esta forma estaríamos acabando con estas personas sin valores y sin pensamiento, y a la vez nosotros mejoramos como personas, somos ejemplo para otras y seguiríamos apoyando al avance social que el país y todos nosotros necesitamos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus